Crean un sistema de detección de incendios basado en wifi e inteligencia artificial

·3  min de lectura

En un incendio, el tiempo de reacción resulta clave. Si los bomberos reciben el aviso en el preciso momento en el que se declara el fuego, los daños provocados por el mismo se minimizan, y aquí, cada segundo cuenta. Tal vez por eso sea todo un avance lo que te vamos a mostrar hoy aquí.

Un equipo de investigadores de la universidad australiana de Nueva Gales del Sur (UNSW, por sus siglas en inglés), ha desarrollado un sistema de detección de incendios instantáneo, muy económico, y basado en algo que conocemos muy bien: las ondas wifi.

El principio no puede ser más simple: la temperatura afecta a la señal inalámbrica del wifi, hasta el punto que puede detectarse la variación de la misma y actuar en consecuencia. Este principio ha sido aplicado para la detección instantánea de los incendios en puntos clave como son los túneles.

Si no se reacciona a tiempo ante la declaración de un fuego en el interior de un túnel, las consecuencias pueden ser fatales. Así, los investigadores ha demostrado, con una gran fiabilidad, cómo funcionaría un sistema de detección y reacción basado en la señal wifi.

Económico, simple y muy preciso

En un vídeo publicado en YouTube, los investigadores han detonado un explosivo colocado en un coche dentro de un túnel, y en la secuencia se puede observar que los aspersores se activan de forma instantánea, al mismo tiempo que son alertados los bomberos.

No hay pérdidas de tiempo por ningún lado: todo sucede al instante, mientras que en los sistemas actuales, basados en un mero análisis de la temperatura, ofrecen muchos falsos positivos que no hacen efectivo el empleo de aspersores automáticos (imagina que, en uno de estos falsos positivos por un aumento de la temperatura, se cierra el túnel y comienza a caer agua del techo a raudales).

El sistema se compone de un emisor y un receptor que miden las ondas que viajan por el aire; si hay una variación susceptible de ser provocada por un incendio, se activa la señal de alarma, esta sí, con gran fiabilidad. Este sistema emplea, asimismo, la inteligencia artificial para eliminar posibles falsos positivos.

Sus creadores avanzan que este sistema no será únicamente efectivo en túneles: salvará muchas vidas y daños materiales en centros comerciales y todo tipo de edificios con gran afluencia de público en los que el tiempo de detección y reacción resulta crítico.

Pero aquí no terminan las ventajas de este sofisticado sistema de detección de incendios: además de la velocidad de reacción, este método es tremendamente económico. Así, un sistema basado en cámaras térmicas tiene un coste de aproximadamente 10.000 dólares por cámara, mientras que en este esquema, apenas son necesarios un receptor y un transmisor, apenas 100 dólares cada uno.

La otra ventaja de utilizar un sistema basado en wifi frente a cámaras para la detección de incendios es el mantenimiento: los routers no lo necesitan apenas, mientras que las cámaras requieren una limpieza y ajustes periódicos.

¿Cuándo lo veremos en funcionamiento? Por el momento, han registrado la patente, aunque viendo la sencillez y economía del sistema, no pasará mucho tiempo antes de que su adopción sea masiva.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

Trucos para burlar la tecnología de reconocimiento facial