Creadora de vacuna COVID de Oxford critica a Occidente por suministro de vacunas

·4  min de lectura

Una de las creadoras de la vacuna covid de Oxford/AstraZeneca ha arremetido contra la “vergonzosa riqueza” de Occidente en el suministro de vacunas y ha pedido a los líderes mundiales que hagan más para garantizar que los países en desarrollo puedan inmunizar a sus poblaciones durante la próxima fase de la pandemia.

En una carta publicada el miércoles en la revista Science Translational Medicine, la profesora Dame Sarah Gilbert, de la Universidad de Oxford, repitió el mantra de que “nadie está a salvo hasta que todos estemos a salvo” e instó a los países ricos a poner de su parte en la distribución equitativa de vacunas.

Los países menos desarrollados económicamente han recibido menos vacunas que los países ricos, como el Reino Unido y Estados Unidos.

A principios de septiembre de 2021, el 41.5% de la población mundial había recibido al menos una dosis de una vacuna, pero sólo el 1.9% de los habitantes de los países de bajos ingresos lo había hecho, escribió la profesora Gilbert en la carta, redactada conjuntamente con el doctor Richard Hatchett, director ejecutivo de la Coalición para las Innovaciones en la Preparación ante las Epidemias.

Según Our World in Data, el 66% de los habitantes del Reino Unido están totalmente vacunados, mientras que más de la mitad (55%) de la población estadounidense ha recibido ambas vacunas. En el extremo opuesto, en Etiopía, Nigeria y Tanzania, menos del 3% de las personas se han vacunado.

En la carta se afirma que el número de dosis de vacunas que se ponen a disposición cada mes “ofrecerá cada vez más oportunidades para lograr esta [distribución equitativa], siempre y cuando todos los países estén preparados para recibir y suministrar estos productos médicos que salvan vidas”.

“Garantizar que puedan hacerlo será uno de los retos más urgentes en la próxima fase de la pandemia de covid”, afirma.

“En muchos países de renta alta, más del 50% de la población ha recibido dos dosis de la vacuna. En los países de ingresos altos, las siguientes cuestiones son si se deben administrar dosis de refuerzo, o cuándo, y si se debe ampliar la vacunación a los niños en busca de la inmunidad de grupo”.

“Esta ampliación del uso de las vacunas covid por parte de los países de renta alta supondrá una presión adicional sobre los suministros de vacunas a nivel mundial y podría aumentar aún más las disparidades entre los países de renta alta y el resto del mundo en términos de acceso a las vacunas”.

Leer más: Suecia detiene aplicación de vacuna Moderna COVID en menores de 30 años por “precaución”

La carta continúa: “es más crucial que nunca que no olvidemos las vidas que podrían salvarse administrando la primera y la segunda dosis a las poblaciones más vulnerables de todo el mundo y la oportunidad que ofrece la distribución mundial de vacunas para protegernos a todos reduciendo la selección de nuevas variantes.”

Sin embargo, los autores afirmaron que, afortunadamente, el número de vacunas que se producen ha aumentado “notablemente”, e incluso advirtieron de que podría existir la perspectiva de una “vergüenza de riquezas” a menos que se haga más para ayudar a los países de menores ingresos a conseguir la infraestructura necesaria para ofrecer una vacunación más generalizada.

“La proliferación de vacunas autorizadas de covid y el rápido crecimiento previsto de su oferta agregada pueden crear un bochorno de riquezas”, escribieron la profesora Gilbert y el doctor Hatchett.

“Mientras que las restricciones en el suministro de un número limitado de productos en las fases iniciales del despliegue de la vacuna dieron lugar a una intensa competencia por estas dosis y a graves desigualdades en su distribución, ahora podemos imaginar que nos enfrentamos a un problema muy diferente en los próximos meses: uno en el que el volumen de suministro supera la capacidad de absorber y dispensar la vacuna en los países con las mayores necesidades pendientes”.

“El nuevo imperativo para Covax, y para los esfuerzos de ayuda internacional en general, será apoyar la entrega a escala para garantizar que los países receptores puedan alcanzar sus objetivos de cobertura rápidamente”.

La profesora Gilbert indicó: “es alentador ver que el suministro de vacunas es cada vez menos problemático, pero ninguna vacuna es eficaz hasta que la gente se haya vacunado”.

Siguen existiendo retos importantes, desde el transporte de una vacuna en un país -especialmente con las vacunas que tienen que mantenerse ultracongeladas- hasta aspectos intangibles como la omnipresencia de las dudas sobre las vacunas”.

“En los países donde las infecciones por coronavirus están muy extendidas, el beneficio de la vacunación es mucho mayor que el riesgo de cualquier efecto secundario poco frecuente. Garantizar que estas dosis que salvan vidas lleguen a las personas en peligro es uno de los retos más urgentes de la próxima fase de esta pandemia”.

El Dr. Hatchett añadió: “aunque hasta la fecha se han administrado más de 6 mil 300 millones de dosis de estas vacunas, el acceso equitativo a estas herramientas que salvan vidas sigue siendo lamentablemente inadecuado y debe abordarse con urgencia.”

Relacionados

Antivacuna mató a su hermano farmacéutico y a su cuñada por “matar gente” con vacuna covid

EEUU pide vacunarse contra influenza y COVID-19

Pfizer solicita a la FDA la aprobación de una vacuna covid para niños de cinco años

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.