Por Covid-19, realizan viacrucis a puerta cerrada en Yucatán

·1  min de lectura

ACANCEH, Yuc., abril 2 (EL UNIVERSAL).- Ni el coronavirus pudo frenar la representación de la Pasión de Cristo que se realiza desde hace 40 años en este municipio del centro del estado y aunque sin público tuvo lugar este viernes santo.

A diferencia de representaciones anteriores, el evento no fue multitudinario, se realizó sin la presencia de espectadores y fue transmitido por redes sociales.

Andrés Medina Chalé es el actor que ha interpretado a Jesús en los últimos seis años, y explicó, que contemplaron todas las medidas de higiene, la aplicación de gel antibacterial, la sana distancia y el uso de caretas.

Vía telefónica narró que esta edición fue diferente, al no hacer el evento masivo, "fue más íntimo y tuvimos mayor conexión con Dios", aseguró.

El joven, de 23 años de edad, es egresado de la Universidad Mesoamericana de San Agustín (UMSA) y se considera un hombre de fe, pues durante todo el año se preparó para esta fecha.

"Al principio estaba triste porque no vendría público a ver el viacrucis, pero luego de realizarlo de esta manera pude darme cuenta que los participantes tuvimos más conexión espiritual", sostuvo.

Añadió que para cuidar la salud de los asistentes instalaron un filtro sanitario en la entrada, repartieron sanitizante y habilitaron un lavamanos temporal.

La ceremonia inició alrededor de las doce del medio día y se programó para que finalice a las dos de la tarde.

En otras ediciones anteriores el tiempo de duración se extendía hasta las cuatro o cinco de la tarde.

Los jóvenes usaron la plaza principal y el Palacio Municipal, y una explanada aledaña, en donde acondicionaron diversas locaciones.