COVID-19 apenas provocó un “resfriado” en millonarios: Credit Suisse

Antonio Sandoval
·4  min de lectura
COVID-19 apenas provocó un “resfriado” en millonarios: Credit Suisse
COVID-19 apenas provocó un “resfriado” en millonarios: Credit Suisse

La pandemia del Covid-19 apenas supuso un pequeño “resfriado” para los millonarios en el mundo, de acuerdo con el Informe Sobre la Riqueza Mundial 2020 elaborado por Credit Suisse Research Institute.

De hecho, la consolidación de las grandes fortunas con un excepcional 2019 en la generación de riqueza, permitió que el mundo se encontrara en una mejor posición financiera para enfrentar los estragos de la pandemia, lo que llevó a que la riqueza total de los hogares, que mide Credit Suisse, se ubique hoy ligeramente por arriba del nivel de cierre del año pasado, a pesar del golpe que significó la crisis sanitaria.

La medición de la riqueza es la contraparte de lo que se hace con la pobreza, no significa que no se haya profundizado el segundo elemento, tal como se ha comentado en infinidad de ocasiones por parte de analistas e instituciones multilaterales, simplemente lo que se hace es medir el fenómeno inverso. Así, en el año 2019, de acuerdo con las cifras del banco, el valor de la riqueza global total ascendió a 36.3 billones de dólares, mientras que la riqueza por adulto fue de 77 mil 309 dólares, lo que representó en ambos casos un incremento de 8.5 por ciento respecto al periodo previo.

El año pasado, el número de millonarios en el mundo alcanzó la cifra sin precedentes de 51.9 millones de personas, de acuerdo con Credit Suisse, y según sus evidencias hay pocos cambios en este indicador, señal clara de estabilidad pese a la pandemia y sus efectos sobre las economías.

Asimismo, según Credit Suisse, a principios de este año había en el mundo un total de 175 mil 690 patrimonios netos ultra altos (UHNW por sus siglas en inglés), que se refiere a aquellos adultos que tienen un patrimonio neto superior a los 50 millones de dólares; este número aumentó 11 por ciento durante al año anterior, equivalente a 16 mil 760 personas, pero la crisis por Covid-19 provocó que 120 miembros de ellos salieran de este selecto grupo durante la primera mitad del año en curso, lo que dejó una ganancia neta de 16 mil 640 para la membresía de quienes tienen patrimonios netos ultra altos. No obstante, el aumento de este tipo de millonarios es significativo con respecto al incremento que tuvo la riqueza en 2019, antes de que apareciera la pandemia del Covid, que no obstante al parecer ha impactado poco a quienes tienen grandes fortunas.

Riqueza, igual a “autoseguro” en tiempos de pandemia

De acuerdo con el informe, la riqueza global promedio cayó este año 0.4 por ciento a un nivel de 76 mil 984 dólares respecto al cierre del año pasado, esto representó una merma de 1,391 dólares; el autor del informe Anthony Shorrocks, economista, dijo que, dado el daño infligido por la pandemia a la economía global, es notable que la riqueza de los hogares haya salido relativamente ilesa. De acuerdo con su visión, es evidente que la riqueza actúa como una forma de autoseguro que los hogares y desde luego los individuos pueden aprovechar en tiempos difíciles para ejercer gasto y mantener inversiones.

Por su parte Nannette Hechler-Fayd’herbe, Directora de Inversiones de International Wealth Management y Directora Global de Economía e Investigación de Credit Suisse explicó que a diferencia de la crisis financiera de 2007-08, esta vez hay motivos para el optimismo, ya que el sector financiero mundial está mucho más saludable de lo que era entonces, mientras que los gobiernos y los bancos centrales también han aprendido la importancia de los acuerdos crediticios y la flexibilización cuantitativa durante una crisis severa.

Para la experta, hasta ahora, el impacto de la pandemia en la riqueza de los hogares ha sido mínimo. Sin embargo, un crecimiento económico transitoriamente más bajo, junto con cambios en el comportamiento de las empresas y los consumidores, puede resultar en pérdida de producción, instalaciones redundantes y cambios sectoriales que podrían obstaculizar la acumulación de riqueza de los hogares durante algún tiempo.

Latinoamérica no pudo evitar el golpe; China es el claro ganador

Pese a que en términos globales apenas es perceptible el impacto de la pandemia en la riqueza, algunas regiones no pudieron evitar los estragos, fue el caso de Latinoamérica, que es, de hecho, la zona más afectada.

Según Credit Suisse, en América Latina las devaluaciones de la moneda reforzaron las reducciones del Producto Interno Bruto (PIB), lo que resultó en una contracción de 12.8 por ciento en la riqueza total en términos de dólares estadounidenses. La pandemia también erradicó el crecimiento esperado en América del Norte y causó pérdidas en todas las demás regiones, excepto en China e India. Entre las principales economías mundiales, el Reino Unido ha experimentado la mayor erosión de la riqueza. La situación dentro de los países cambia rápidamente y Credit Suisse no descarta más sorpresas. Sin embargo, el informe señala que entre las principales economías, es probable que China sea el claro ganador.