La COVID-19 le dio un golpe a los impuestos de Florida Central, pero los valores inmobiliarios siguen creciendo

·5  min de lectura

A pesar de la pandemia del coronavirus, que cerró edificios de oficinas, hoteles, restaurantes e incluso parques temáticos hace un año, las bienes raíces en Florida Central demostraron ser una fuerza económica resistente, especialmente los valores de las propiedades residenciales que se dispararon.

El mercado residencial del Condado de Orange alcanzó un nuevo récord — $106.5 mil millones en valor, un 6.5% más que antes de la pandemia 2020, dijo la tasadora de propiedades Amy Mercado en su actualización de mitad de año requerida por la ley estatal. Los valores imponibles estimados, utilizados por los gobiernos para elaborar sus presupuestos, aumentaron en la mayoría de los condados y ciudades.

El valor imponible de toda la ciudad de Orlando también aumentó de $37.25 mil millones en 2020 a $38.55 mil millones, un aumento anual del 3.5%. El gobierno de la ciudad se financia principalmente con impuestos a la propiedad.

El valor de mercado del Condado de Orange para 2021 aumentó 1.2% durante 2020 a $224.7 mil millones, el aumento porcentual más pequeño de un año en al menos los últimos nueve años. Mercado dijo que la pandemia afectó con más fuerza los valores del mercado comercial del condado, reduciéndolos 3.4% a $102 mil millones.

Desde la recesión económica de la región en 2007, el condado había promediado un crecimiento anual del valor de mercado de alrededor del 9%.

“Si bien nuestro condado experimentó impactos significativos debido a la pandemia, también hubo áreas de fuerte crecimiento, especialmente en el sector residencial”, dijo Mercado en su primer año como tasadora de propiedades después de derrocar al titular Rick Singh en las primarias demócratas.

En su informe, Mercado utilizó principalmente valores de mercado, que restan exenciones de vivienda y otras exenciones fiscales.

En el condado de Osceola, los valores imponibles aumentaron 6.7%, impulsados por $1.6 mil millones en nuevas construcciones, dijo la tasadora de propiedades Katrina Scarborough. Ella estimó que alrededor del 70% de las nuevas construcciones serán viviendas unifamiliares, ya que el condado agregó 5,400 casas nuevas.

“Los espacios de oficinas aquí han sido bastante escasos durante el último año y la gente está comenzando a regresar, pero no sabemos cómo será el resultado final”, dijo.

El crecimiento residencial continuó su aumento constante en el oeste de Orange, liderado por la ciudad de Oakland, donde los valores de mercado crecieron un 15% o más por segundo año consecutivo. Ocoee y Winter Garden tuvieron aumentos de valor de mercado de 6% y 5.2% respectivamente.

El crecimiento en el norte de Orange también fue bueno, con Apopka un 8,6% más que en 2020. La ciudad agregó más de 400 casas nuevas en 2020.

En el condado de Osceola, los valores imponibles aumentaron 6.7%, impulsados por $ 1.6 mil millones en nuevas construcciones, dijo la tasadora de propiedades Katrina Scarborough. Ella estimó que alrededor del 70% de las nuevas construcciones serán viviendas unifamiliares, ya que el condado agregó 5,400 casas nuevas.

“Durante toda la pandemia, vimos cómo se planificaban subdivisiones, se retiraban los permisos de construcción y, al conducir por la carretera, se podía ver cómo se despejaba el terreno”, dijo Scarborough.

Las cifras de los tasadores de propiedades ofrecen una mirada al impacto de la pandemia en la región dependiente del turismo.

“No fue nada dramático. No fue como la Gran Recesión de hace unos años “, dijo el tasador de propiedades del condado de Seminole, David Johnson, quien señaló las dificultades en las propiedades relacionadas con la hostelería y el comercio minorista. “Pero todo eso parece estar rugiendo en una dirección positiva”.

Se mostró optimista por una pronta recuperación.

“Me siento bien acerca de dónde estamos como economía”, dijo. “Pero, obviamente, todos somos parte del área metropolitana de Orlando. Ese es el conductor“.

Los valores imponibles aumentaron en los siete municipios de Seminole, siendo la ciudad de Sanford la más alta con un 8.5%.

En general, las listas de impuestos aumentaron y las listas más altas significan más ingresos para los gobiernos locales a menos que reduzcan las tasas impositivas.

El tasador de propiedades del condado de Lake, Carey Baker, dijo que el fuerte crecimiento de los valores imponibles en todo el condado debería permitir que las ciudades y otras autoridades impositivas ad valorem adopten tasas de retroceso, que generan la misma cantidad de ingresos a tasas impositivas reducidas.

Dijo que era el noveno año consecutivo de fuerte crecimiento y ganancias en el valor imponible en Lake.

“Creo que casi todos en el condado de Lake saben que el mercado residencial ha estado activo”, dijo Baker.

Su oficina procesó 23,300 escrituras en 2020 — y 12,408 fueron para ventas residenciales unifamiliares.

Baker dijo que la lista de impuestos del condado aumentó de $24.4 mil millones hace un año a $26.2 mil millones.

La construcción de nuevas viviendas y negocios en Lake agregó $819 millones en valor imponible, incluidas 3,505 casas nuevas.

Pero algunos sectores lucharon debido a la pandemia, especialmente la hostelería y los grandes lugares de reunión.

“Todos los lugares que albergaron bodas, recepciones, banquetes, esos lugares fueron impactos”, dijo Baker.

La ley estatal requiere que el tasador de propiedades elegido de cada condado formule su “Mejor Estimación del Valor Imponible” y comparta los datos con el gobierno del condado, las ciudades, los distritos escolares y otras autoridades fiscales para ayudarlos a comenzar los procesos de presupuestación anual.

*Esta historia fue publicada en el Orlando Sentinel por el periodista Stephen Hudak. La traducción fue realizada por la periodista Ginayra Alvarado Villegas galvarado@orlandosentinel.com.