La Corte rechazó un planteo de Diego Lagomarsino, que buscaba evitar un peritaje sobre sus teléfonos

·1  min de lectura
Diego Lagomarsino, asistente de el fiscal Nisman
Ricardo Pristupluk

La Corte Suprema de Justicia rechazó un recurso de queja que había presentado el técnico informático Diego Lagomarsino para evitar que sus comunicaciones sean analizadas en la causa donde se investiga la muerte del fiscal Alberto Nisman.

La encuesta sobre las próximas elecciones que hace circular el Gobierno

La decisión la tomaron por unanimidad los cinco ministros del máximo tribunal Carlos Rosenkrantz, Horacio Rosatti, Ricardo Lorenzetti, Elena Highton de Nolasco y Juan Carlos Maqueda, con el argumento de que la decisión impugnada por Lagomarsino no es una sentencia definitiva, confirmaron fuentes judiciales a LA NACION.

Se trata de una medida de prueba pedida por el fiscal Eduardo Taiano y ordenada por el juez del caso, Julián Ercolini, que buscaban peritar las computadoras, teléfonos y otros aparatos que fueron secuestrados durante el último allanamiento en la casa de Lagomarsino. La defensa se oponía a la apertura de este material y el planteo estuvo más de un año en la Corte.

El perito informático Diego Lagomarsino está procesado como partícipe necesario de la muerte, por haberle llevado el arma de la que salió la bala que mató al fiscal en su departamento de la Torre Le Parc de Puerto Madero el 18 de enero de 2015. Los cuatro custodios del fiscal fueron procesados por incumplimiento de los deberes de funcionario público y dos de ellos por el delito de encubrimiento.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.