La corte estatal bloquea la ley antiaborto de Texas tras impugnación legal

·3  min de lectura

Los abortos hasta las seis semanas de embarazo pueden reinstaurarse en Texas después de que una corte estatal bloqueara una ley antiaborto redactada antes de que entrara en vigor la sentencia de la Corte Suprema de EE.UU. de 1973 en el caso de Roe vs. Wade, esto después de la decisión del alto tribunal de anular el derecho constitucional a la atención del aborto la semana pasada.

Una demanda presentada por defensores del derecho al aborto, proveedores y grupos de derechos civiles presentó una demanda para bloquear la ley anterior a Roe, que el fiscal general del estado advirtió que haría a los médicos “penalmente responsables” por brindar servicios de aborto.

El 28 de junio, un juez bloqueó temporalmente su implementación. La fecha de la audiencia está programada para el 12 de julio.

“Es un alivio que esta corte estatal de Texas haya actuado tan rápido para bloquear esta profundamente dañina prohibición del aborto”, según un comunicado del abogado principal del Centro de Derechos Reproductivos, Marc Hearron. “Esta decisión permitirá que se reanuden los servicios de aborto en muchas clínicas en todo el estado, conectando a los texanos con la atención médica esencial que necesitan. Cada hora que el aborto es accesible en Texas es una victoria”.

El fallo de la Corte Suprema en Dobbs vs. Jackson Women’s Health Organization anuló Roe y su decisión afirmativa en Planned Parenthood vs. Casey de 1992, con lo que puso fin a medio siglo de protecciones constitucionales para el aborto.

La histórica decisión entregó el tema de las leyes de aborto a los estados, en lugar de otorgarles a los estadounidenses el derecho a la atención del aborto, y provocó una ola de impugnaciones legales cuando entraron en vigor varias leyes estatales que prohíben casi todos los abortos.

Los jueces en Utah y Luisiana también han bloqueado temporalmente las leyes “gatillo”, en donde inmediatamente se revertiría a una prohibición del aborto en esos estados. Se han presentado demandas en Idaho, Mississippi y Kentucky en busca de una solución similar.

Amy Hagstrom Miller, presidenta y directora general de Whole Woman’s Health y Whole Woman’s Health Alliance, que brindan servicios de aborto en el estado, dijo en un comunicado anunciando la demanda que el impacto del fallo de la Corte Suprema sobre Dobbs y la ley de aborto de Texas “se resentirá por generaciones” si resisten las impugnaciones legales.

“Sabemos esto porque hemos estado al frente de la batalla por el derecho y el acceso al aborto durante años”, dijo. “Las personas embarazadas merecen algo mejor. Las familias merecen algo mejor... Es por eso que persistiremos implacablemente en nuestra misión de brindar la compasión, la empatía, el apoyo y la atención que los políticos responsables de esta situación de pesadilla han dejado en claro que no brindarán”.

El Dr. Alan Braid, un proveedor de servicios de aborto en Alamo Women’s Reproductive Services, dijo que planea proporcionar abortos “durante el tiempo que legalmente pueda” mientras la ley de Texas esté bloqueada.

“El aborto es una parte estándar y necesaria de la atención de la salud materna”, dijo en un comunicado. “Nadie debería verse obligado a cruzar las fronteras estatales para recibir atención médica básica y urgente. Es devastador que esta sea la realidad en muchos estados, incluido Texas”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.