La corta victoria de Lula siembra dudas entre sus partidarios para la segunda vuelta

AP - Matias Delacroix

Los votantes brasileños sorprendieron en las urnas. Lula ganó la primera vuelta, pero con un resultado mucho más ajustado de lo que predecían las encuestas. Con el 48,41% de los votos frente al 43,21% de Jair Bolsonaro, la izquierda brasileña está lejos de cantar victoria. Entre los partidarios de Lula, la decepción era palpable el domingo por la noche, comprobó el enviado especial de RFI en Sao Paulo, Achim Lippold.

Cientos de simpatizantes de Lula acudieron a la Avenida Paulista para celebrar una victoria con sabor a poco, ya que soñaban con un resultado mejor, incluso definitivo. Jeanne, activista del Partido de los Trabajadores (PT), no ocultaba su decepción.

"Tengo sentimientos encontrados... da miedo ver que el núcleo duro del bolsonarismo es mucho más fuerte de lo que imaginábamos”, admite.

Entonces, ¿de quién es la culpa? Para Alina, es la división de la izquierda en Brasil.

"No es culpa de la campaña ni de Lula. Creo que la culpa es de la izquierda, que no está unida. No debemos olvidar que este es un país amenazado por un dictador y un terrible movimiento conservador”, recalca.

Quedan cuatro semanas para movilizar a los votantes. Según Jeanne, la activista del PT, el partido debe cambiar su estrategia.

"Debemos buscar el diálogo directo con el pueblo. Y no sólo centrarse en las redes sociales y el apoyo de los grandes artistas. Hay que movilizar a la base, apoyarse en los militantes e ir puerta a puerta. Porque la segunda vuelta está lejos de haber terminado”.

Su opinión es compartida por otro simpatizante de Lula. "Este resultado tan ajustado en la primera vuelta es aterrador. Tenemos que seguir movilizados, tenemos que trabajar duro si queremos seguir siendo un país democrático”, alerta.


Leer más sobre RFI

Leer tambien:
Bolsonaro sorprendre y provoca el balotaje con Lula da Silva en Brasil