Correo Argentino: rechazan un intento de los Macri por llevar el concurso a la justicia porteña

·4  min de lectura
Pulseada por la jurisdicción en la que debe tramitar el concurso de Correo Argentino, un expediente que preocupa al expresidente
Pulseada por la jurisdicción en la que debe tramitar el concurso de Correo Argentino, un expediente que preocupa al expresidente

En muy duros términos, la Cámara de Apelaciones en lo Comercial del Poder Judicial de la Nación rechazó ayer el intento de la Justicia porteña por tomar el control del concurso del Correo Argentino SA, en lo que podría configurarse un “fórum shopping”, y reafirmó sus propias atribuciones para tramitar ese expediente.

La Cámara frenó así la última jugada de la familia Macri por apartar a la jueza de primera instancia, Marta Cirulli, y reencauzar así el concurso que comenzó en 2001 y que durante las últimas semanas amenaza con extender sus problemas hacia el Grupo Socma y sus accionistas, a través de la declaración de la quiebra.

Peajes: la jueza Capuchetti dictó la falta de mérito de Dietrich y Dujovne

Con la firma de las camaristas María Gómez Alonso de Díaz Cordero y Matilde Ballerini, la Cámara defendió al fuero en lo Comercial como el único con jurisdicción y competencia previstas por la ley para tramitar los concursos de empresas en la ciudad de Buenos Aires, a pesar del reclamo del máximo tribunal porteño para que le remita las actuaciones.

“No existe ley que haya atribuido el conocimiento del presente [expediente] a otro fuero que no sea éste; y la pretensión de que esta causa tramite en la Justicia local no resiste análisis; este fuero es federal, como toda la Justicia Nacional de la Capital Federal”, recordaron los camaristas.

La Cámara marcó así un límite claro al intento de la Justicia porteña por avanzar sobre el Poder Judicial de la Nación, luego de que la familia Macri presentara un recurso de queja el Tribunal Superior de la ciudad, que a partir de ese momento intentó arrogarse como una instancia de apelación por sobre la Cámara.

Para los camaristas, sin embargo, el intento de la Justicia porteño es inadmisible. “Esta Sala entiende en forma excluyente -entre otras- en cuestiones de naturaleza comercial, procesos universales concursales, apelaciones contra decisiones de la Bolsa de Comercio, laudos arbitrales, así como en los recursos contra actos de la Inspección General de Justicia –que sigue perteneciendo a la órbita nacional […]– atinentes a asociaciones civiles y fundaciones; y aquellos erigidos contra las decisiones de este último organismo atinentes a sociedades comerciales”, enumeró.

Mauricio Macri y un revés judicial
Mauro Alfieri / LA NACION


Mauricio Macri y un revés judicial (Mauro Alfieri / LA NACION/)

La Cámara compartió así el criterio de la fiscal general del fuero, Gabriela Boquín, como también del procurador general de la Nación, Esteban Casal, que por separado reafirmaron durante los últimos días las atribuciones propias de la Justicia Nacional y rechazaron la movida porteña.

Para la fiscal Boquín, el Grupo Socma intentó acudir a un tribunal que le resultaría más amigable, lo que en términos tribunalicios se conoce como “fórum shopping”, para de ese modo torcer el derrotero del concurso. “No puedo dejar de advertir el intento de la concursada de derivar el trámite de las presentes actuaciones a una jurisdicción que no tiene competencia material ni territorial”, dictaminó.

El holding de la familia Macri rechazó la acusación. Sostuvo que atribuirle un intento de un “forum shopping” no es más que una nueva muestra de la “faz persecutoria” de Boquín, “apuntando al oído sensible y susceptible de la opinión pública que, en la amplificación de los medios [de comunicación], entenderá que el ejercicio de nuestro legítimo derecho a la protección jurisdiccional que nos corresponde puede ser leída por una Fiscalía de Cámara como un acto delictual”.

Casal tampoco avaló la maniobra

Días después, sin embargo, el procurador Casal también reafirmó que el Superior Tribunal de Justicia porteño no es el ámbito donde se deben recurrir los fallos de la Justicia Nacional. Es la Corte Suprema. Lo hizo en otro expediente, el pleito entre la familia del artista León Ferrari y el periodista Gabriel Levinas que tramita en el fuero Civil de la Justicia Nacional, pero su dictamen conlleva un impacto directo para la familia Macri.

“No existe base legal para atribuir al Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires la potestad de revisar una sentencia dictada por la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil con asiento en esta ciudad”, indicó Casal.

Eduardo Casal, Procurador General interino
Ricardo Pristupluk


Eduardo Casal, Procurador General interino (Ricardo Pristupluk/)

Ahora, la Cámara en lo Comercial también le recordó al máximo tribunal porteño y a la familia Macri que la única instancia de apelación posible ante sus fallos es la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Y que así lo será, hasta que una ley dictada por el Congreso nacional disponga lo contrario.

“La pretensión del Tribunal de Justicia de la Ciudad de erigirse en alzada de esta Sala [de la Cámara en lo Comercial], habilitando un recurso no previsto por el ordenamiento que rige nuestros procedimientos carece de fundamento normativo y no puede ser avalada por este tribunal”, indicaron Gómez Alonso y Ballerini, “en tanto importa un apartamiento del principio de Juez natural consagrado por la Carta Magna”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.