Coronavirus: cómo viven la primera jornada de cuarentena los policías que controlan las calles

Gabriel Di Nicola

Personal de la Policía de la Ciudad responden consultas de los automovilistas

Faltan 20 minutos para las 14, la avenida del Libertador, a pocos metros del límite entre la ciudad de Buenos Aires y Vicente López, está casi desierta. El silencio solo es interrumpido por una voz que, con tono pausado, aconseja a los ciudadanos respetar el aislamiento total ordenado por el gobierno nacional. "Recordá que si te cuidás, cuidás a todos", son las palabras del mensaje que se difunde por altoparlantes desde un patrullero de la Policía Federal Argentina (PFA). El móvil, que integra la dotación de la División Custodia Presidencial, recorre las calles en medio de los controles por el aislamiento total que se decidió para evitar la propagación del coronavirus Covid-19.

La primera jornada del aislamiento obligatorio comenzó con recorridas de móviles policiales por avenidas y calles. "Es un día tranquilo. Pensamos que iba a ser más la cantidad de gente en las calles. No nos cruzamos con nadie corriendo o trotando, pensamos que era una situación con la que nos íbamos a encontrar. A todos los que nos preguntan les decimos que la cuarentena es obligatoria para que no se propague el virus", explicó a LA NACION el oficial Rodolfo Castellanos, integrante de la Policía Local de Vicente López, que junto con su compañero, Néstor Suppo, hicieron un patrullaje por Olivos.

Castellanos y Suppo sostuvieron que no se cruzaron con nadie que hubiese violado la cuarentena, que las personas que estaban en la calle habían salido de compras a almacenes, carnicerías y supermercados. "En el caso de que haya alguien que no cumple se da el consejo de volver a su domicilio y si se resiste se le da intervención a la Justicia", explicó un oficial de la policía bonaerense en medio de los patrullajes.

Las primeras consultas que recibieron los uniformados de la policía bonaerense fue de personas que tenían dudas sobre si podían ir a cuidar a otras que viven solas o que están enfermas.

En La Plata, según informó la agencia de noticias Télam, un joven fue detenido esta mañana por violar el aislamiento dispuesto ante la pandemia del coronavirus, cuando corría por la tradicional rambla de 32 entre 4 y 5.

Controles de la policía bonaerense en Mar del Plata

Plazas cerradas

Hubo personas que no entendieron los alcances del aislamiento total y salieron a las plazas a pasear a sus perros. Ante la gente que se amontonó en la plaza Libertad, en Esmeralda y Beiró, en Florida, Vicente López, se decidió cerrar con precintos las rejas del espacio verde.

"Se había juntado mucha gente que paseaba a sus perros. Se les explicó que la situación no podía continuar y lo entendieron", afirmó un policía bonaerense que participó del operativo para cerrar la plaza Libertad.

Esta mañana, el ministro de Seguridad Sergio Berni le envió un mensaje a los integrantes de la policía bonaerense. En un tono enérgico, fiel al estilo que impuso, el funcionario provincial le dijo a los uniformados que tienen la obligación de cuidar a las 17.000.000 de personas que viven en Buenos Aires.

La Policía Federal controló el ingreso en las cabeceras ferroviarias

"Les hablo como un camarada más, que al igual que ustedes, le juró a la Patria seguir y defender esta bandera hasta dar la vida. En ella están representados los 17 millones de mujeres y hombres de la provincia de Buenos Aires que tenemos la obligación de cuidar", dijo Berni. El funcionario provincial les solicitó a los policías "compromiso y profesionalismo" para la misión que tienen por delante.

Cruzar la General Paz

Los móviles de la Policía de la Ciudad también recorrieron las avenidas principales para difundir con parlantes el recordatorio de que se debe cumplir el aislamiento total ordenado por el gobierno nacional. El vicejefe de Gobierno porteño, Diego Santilli, informó que en el primer día de aislamiento total fueron detenidas 20 personas por violar la cuarentena.

Trece de los detenidos fueron apresados en un hotel alojamiento de Balvanera, donde se encontró droga, y los otros siete en Belgrano cuando estaban, con un revólver, en un actitud sospechosa.

"Estamos armando y preparando operativos que ya empezaron, pero que será reforzados", afirmó Santilli, que tiene a su cargo el Ministerio de Justicia y Seguridad de la ciudad. El funcionario porteño estuvo reunido con la ministra de Seguridad de la Nación, Sabina Frederic, para monitorear los controles en la ciudad de Buenos Aires.

En horas de la tarde, personal de la Policía de la Ciudad aumentó los controles en distintos puentes que comunican con la avenida General Paz. Los uniformados obligaban a los automovilistas a detenerse para comunicarles las restricciones del aislamiento total.

Agentes de la Policía de la Ciudad vigilaron los movimientos en las estaciones ferroviarias

Mientras miraba que clientes de una carnicería de Núñez respetaran la distancia recomendada, un oficial de la Policía de la Ciudad dijo a LA NACION: "Es un día tranquilo. Parece que la gente tomó conciencia y en la calle solo vi a los vecinos que viven en la zona y que salieron para hacer compras para comer".

"Respeto y amabilidad"

"Hay gente en la calle, pero en su mayoría son vecinos que hacen las compras y después vuelvan a sus casas. Nosotros le decimos que respeten la cuarentena y que vuelvan cuanto antes a sus hogares. Todo se maneja con respeto y amabilidad, salvo que se resistan", comentó una oficial de la Comisaría Vecinal 13B de la Policía de la Ciudad, apostada en el hall de un edificio de avenida Cabildo y Juana Azurduy.

Según informó la agencia de noticias Télam, hasta las primeras horas de la tarde, además de los 20 detenidos en la ciudad de Buenos Aires había cerca de otras 70 personas apresadas en todo el país por violar la cuarentena obligatoria.