Coronavirus: oficiales de la PSA recuperados donaron plasma para pacientes con Covid-19

Gabriel Di Nicola

Oscar Bordón es oficial ayudante de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) y cumple funciones para la Guardia de Infantería en el aeropuerto internacional de Ezeiza. Entre el 28 de abril y el 13 de mayo pasados estuvo internado en un sanatorio de Avellaneda. Al igual que otros 13 compañeros, se había contagiado de Covid-19. Durante esos días pensó mucho en su hijo de cinco años y medio, al que no ve seguido porque el chico vive en Misiones. Ni siquiera sabía si iba a volver a verlo. Ahora, recuperado y de alta, espera a que lo convoquen a donar plasma para poder ayudar a otros pacientes de coronavirus.

Ya son 13 los integrantes de la PSA que donaron plasma para su utilización en tratamientos de pacientes con Covid-19. La primera donación se concretó el mes pasado y esta mañana se hizo la segunda. En ambas ocasiones los uniformados concurrieron al Hospital El Cruce-Nestor Kirchner, de Florencio Varela.

"Estamos orgullosos de los hombres y mujeres de la PSA, trabajadores esenciales del Estado que desde un principio estuvieron en el frente, literalmente con el cuerpo, recibiendo el virus que venía de otros países. Entendieron que como fueron los primeros agentes públicos en enfrentar físicamente al virus en los aeropuertos internacionales también debían ser los primeros en ofrecer su vocación de servicio para el cuidado de quienes más lo están necesitando", sostuvo el director nacional de la PSA, José Glinski.

Dieron positivo de coronavirus 14 guardias de Infantería de la PSA en Ezeiza

Glinski explicó que la iniciativa de donar plasma surgió de la propuesta de un oficial. "Institucionalmente nos pareció correcto promover que los hombres y mujeres de la fuerza pudieran acercarse a los hospitales públicos del país, principalmente en la provincia de Buenos Aires, que fue pionera en materia de donación de plasma para tratamientos de pacientes que transitan el virus", agregó el director nacional de la fuerza.

Según fuentes oficiales, entre marzo y este mes, unos 55 agentes de la PSA se enfermaron de coronavirus, en su mayoría en las ciudades de Buenos Aires, San Carlos de Bariloche y Ushuaia.

"Estos oficiales siguen dando el ejemplo de cuidar a la gente. El plasma es un producto que viene del humano y va hacia el humano, no hay otra forma de fabricarlo, nada más que con un poco de sensibilidad social y generosidad. Si no existieran estas donaciones no podrían hacerlo", afirmó la directora del Instituto de Hemoterapia de la provincia de Buenos Aires, Nora Echenique, según un comunicado de prensa difundido por la PSA.

Bordón tiene 27 años e integra la PSA desde el 1° de marzo de 2017. Antes trabajaba en Misiones para una empresa dedicada a la construcción.

"En momentos así, cuando estás internado, contagiado con este virus, pensás en las cosas importantes de la vida. Yo pensaba mucho en si iba a poder volver a abrazar a mi hijo", contó a LA NACION el oficial ayudante.

Bordón recordó que todo sucedió muy rápido aquel 28 de abril pasado. "Primero se descompuso un compañero y enseguida nos aislaron a todos. Nos hisoparon y otros 13 dimos positivo de coronavirus. Ahora, con la donación de plasma, podemos ayudar a otros pacientes y eso es lo más importante", dijo.