Coronavirus: murió un cordobés en España

Gabriela Origlia

CÓRDOBA.- Iván Chamorro, un cordobés de 33 años, murió hace unos días en Palma de Mallorca (España), por Covid-19. Se contagió en un centro de día a donde asistía hacía tiempo, porque tenía parálisis cerebral. En el lugar, donde también funciona un colegio y una residencia, hay otros tres muertos por la misma patología. La noticia impactó fuerte en Baleares, porque el establecimiento, "Mater Misericordia", que es de gestión concertada, fue clausurado recién ahora.

Myriam es la mamá de Iván, estuvo a su lado sus últimos siete días, cuando quedó internado después de que la familia viera que su estado -por el que habían llamado dos veces al médico- empeoraba. "Notamos que estaba engripado y dejó de ir, como no se reponía llamamos a los servicios que nos indicaron que si empeoraba los convocáramos de nuevo. Lo hicimos y la doctora pidió que esperáramos 48 horas. Esa misma noche lo cargamos y lo llevamos al hospital", cuenta la madre a LA NACION.

Ella se quedó a su lado, sin protección, para evitar que él se pusiera más nervioso o se asustara. "Me agarraba la mano cuando no podía respirar. Estuvimos siempre juntos. Falleció el lunes. Mi hijo fue el primero en contagiarse en el centro de día, donde fue el brote. Después se expandió. En 24 horas ya eran cuatro. Después de dictada la cuarentena, la residencia siguió abierta porque ahí vive gente. Hoy en las noticias anunciaron la clausura. Ojalá se tomen medidas", agrega Myriam.

Los Chamorro se fueron a España cuando Iván tenía 17 años. Dejaron su Río Segundo natal en busca de un mejor tratamiento para él. La mamá cuenta que metabolizaba mal los alimentos y estaba con muy bajo peso. "Nos habían dicho que viviría hasta los 15 como mucho. Acá vieron que estaba sobremedicado, empezó a andar mejor y se puso fuerte. Podría haber llegado a ser un señor mayor".

Myriam, quien está aislada con su esposo y la hermana de Iván, insiste en que si el virus hubiera sido tomado a tiempo, su hijo podría haber sobrevivido. "Las patologías de base lo hacen muy dañino. Seguramente yo soy positiva porque estuve a su lado tocándolo, abrazándolo, pero no me hicieron el test porque no tengo síntomas. Pasé con él una semana en casa y una semana en el hospital. Ahora seguimos aislados y ninguno tiene síntomas", dice.

En Baleares ya son 22 los muertos por Covid-19. Y hay 660 contagiados, según los últimos datos publicados. Myriam agrega que hablaron con algunas monitoras del centro de día: "No estaban al tanto de lo que estaba pasando, cuando se enteraron ya había contagiados y se expandió".

"Empezamos a recorrer un camino de mucho dolor y tristeza porque Iván no está, aunque esté por toda la casa", dice, a la vez que se refugia en su fe, y agradece a todos los que en las redes acompañaron a la familia.

A sus contactos les hizo llegar un video de ella, de cuando Iván estaba internado, rogando por un "milagro" para su hijo. "Si estás sano quedate en tu casa, no salgas. Esta enfermedad ataca mucho a los más vulnerables, a los más débiles. Te ruego que te quedes en tu casa, que no te expongas ni expongas a los que amas", describe en el video.

Hoy, las autoridades sanitarias españolas comunicaron que se registraron 655 muertos en 24 horas y que los enfermos en total ya son más de 56.000. Así, y luego de alcanzar ayer una cifra de fallecidos que superó a la de China, España, con 4089 muertes, se acerca a los números de Italia, el país más golpeado de Europa.