Coronavirus: el freezer, las cámaras de seguridad y las claves para entender qué pasó con las 400 vacunas en Olavarría

Bárbara Epsztein
·3  min de lectura

A dos días de la radicación de la denuncia por la interrupción en la cadena de frío de las 400 vacunas en Olavarría, la fiscalía trabaja para determinar si la temperatura del freezer se manipuló para atentar contra la vacunación del personal de salud municipal o si hubo un problema eléctrico.

"La conexión del freezer al grupo electrógeno y las imágenes de las cámaras de seguridad son las dos pericias clave en la causa", dijo el fiscal general del departamento judicial de Azul, Marcelo Sobrino, en diálogo con LA NACION.

Coronavirus. En Olavarría acusan a La Cámpora por la pérdida de 400 vacunas rusas

El análisis técnico del freezer y de las cámaras de seguridad está a cargo de los peritos e ingenieros electrónicos que dispuso el decano de la Facultad de Ingeniería de la Universidad Nacional del Centro de la Provincia de Buenos Aires, Marcelo Spina.

"Esta mañana, la fiscal se constituyó con los peritos ingenieros en la sede del hospital, donde se encontraba el freezer, y comenzaron a hacer la pericia del equipo y del sistema eléctrico que lo alimentaba. También estuvieron presentes peritos de la Policía Federal, vinculados con el bajado de información de las cámaras de seguridad", consideró Sobrino.

Para analizar la posibilidad de rastrear un chip que pudiesen tener las cajas que contenían el lote de vacunas rusas Sputnik V, se presentaron en el hospital efectivos de la policía bonaerense. "Pero lo que no sabemos hasta ahora es si las ampollas se encontraban dentro del freezer, en las cajas o si las cajas se habían desechado", agregó.

La conexión del freezer al grupo electrógeno y las imágenes de las cámaras de seguridad son las dos pericias clave en la causaMarcelo Sobrino, fiscal general de Azul

En cuanto a las medidas de seguridad tomadas para el operativo de vacunación en el Hospital de Oncología, Sobrino señaló: "Sé que hubo una capacitación de los vigiladores para esto. Ahora hay que ver si se cumplió el protocolo". Si bien hay 17 cámaras en la institución, el fiscal sostuvo que "la directora del hospital hace mención a que ve con una calidad distinta la cámara del sector donde se encontraba el freezer".

Para examinar si efectivamente hay anomalías en las grabaciones de seguridad, se le tomó declaración testimonial al encargado del sistema de vigilancia, quien resguardó y descargó la información a un disco externo, para enviar las imágenes digitales a peritar y que se determine si son continuas o si hay algún tipo de irregularidad.

Coronavirus en la Argentina. Pérdida de vacunas en Olavarría: el intendente descartó la teoría del sabotaje y Jorge Macri apuntó contra Axel Kicillof

Como las dosis de Olavarría fueron encontradas a 26ºC, cuando la temperatura necesaria para la preservación es de -18ºC, la fiscalía solicitó un informe de la temperatura al Servicio Meteorológico Nacional. Por otro lado, Sobrino agregó: "Se pidieron pruebas a Coopelectric, la cooperativa de electricidad del municipio, para analizar si hubo o no un corte. Nosotros creemos que no lo hubo".

También se le tomó declaración testimonial al director de la Zona Sanitaria IX, Ramiro Borzi, quien, según el fiscal Sobrino, manifestó que "estaba hablando con alguien de legales en el Hospital Oncológico el lunes, cuando una enfermera le informó a la directora del hospital" sobre el episodio de la interrupción en la cadena de frío de las vacunas.

Fuentes con acceso a la causa le indicaron a LA NACION que sospechan que podría haber fallado el propio freezer, ya que el equipo de al lado que no contenía vacunas no tuvo alteraciones. La otra hipótesis que aún no se descarta es la manipulación intencional de la temperatura.