Coronavirus: EE.UU. no levantará las prohibiciones de viaje pese al anuncio de Trump

LA NACION
·2  min de lectura

WASHINGTON (AFP).- El presidente saliente de Estados Unidos, Donald Trump, levantó hoy las restricciones de ingreso a la mayoría de ciudadanos no estadounidenses que recientemente hayan estado en Brasil, y en gran parte de Europa a partir del 26 de enero, según informó la Casa Blanca. Sin embargo, minutos después de dada a conocer la noticia, la prensa de Biden señaló que no acompañará la medida.

"Esta medida es la mejor manera de continuar protegiendo a los estadounidenses del Covid-19 al tiempo que permite que los viajes se reanuden de manera segura", dijo Trump en una declaración emitida por la Casa Blanca.

Coronavirus: qué dijo Pfizer tras las muertes en pacientes vacunados en Noruega

No obstante, minutos después, la futura portavoz de la Casa Blanca difundió que el gobierno de Joe Biden no prevé levantar las restricciones de viaje por covid-19 a gran parte de Europa y Brasil, contradiciendo la medida que acababa de anunciar el presidente Donald Trump.

"Siguiendo el consejo de nuestro equipo médico, la Administración no tiene la intención de levantar estas restricciones el 26 de enero. De hecho, planeamos fortalecer las medidas de salud pública en torno a los viajes internacionales para mitigar aún más la propagación del Covid-19", anunció Jen Psaki en Twitter.

Coronavirus en la Argentina. Informan 425 muertes y detectan 8185 nuevos casos en las últimas 24 horasLas prohibiciones

Las restricciones aún en vigencia vetan a casi todos los ciudadanos no estadounidenses de ingresar al país si en los últimos 14 días han estado en Brasil, Reino Unido, Irlanda o los 26 países del área Schengen de Europa.

Las medidas que prohíben el ingreso de la mayoría de visitantes de Europa han estado operando desde mediados de marzo, en tanto que la resolución en torno a Brasil fue impuesta en mayo.

La semana pasada, el jefe de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) firmó una orden que requiere que casi todos los viajeros por vía área presenten una prueba negativa de coronavirus o antecedentes de su recuperación de la enfermedad para ingresar a Estados Unidos a partir del 26 de enero.

En tanto, las aerolíneas esperan que los nuevos requerimientos de exámenes despejen el camino para que el Gobierno levante las restricciones que han reducido los viajes desde algunas naciones de Europa en 95% o más. Las compañías han estado presionando a altos funcionarios de la Casa Blanca sobre el asunto en los últimos días.

Agencias, Reuters y AFP