Coronavirus en la Argentina: qué opinan los expertos sobre la suba de casos de cara al invierno

·4  min de lectura
La cantidad de testeos realizados baja semana a semana
La cantidad de testeos realizados baja semana a semana

“No necesariamente hay que preocuparse, pero sí hay que mirar este incremento de casos con mucha atención y debemos intensificar la vacunación”, argumentó Eduardo López, jefe del departamento de Medicina del Hospital de Niños Ricardo Gutiérrez, sobre el aumento de infecciones de coronavirus a nivel local. En los últimos siete días en la Argentina hubo 17.646 casos, eso representa un aumento del 54% respecto de la semana anterior.

“La pandemia todavía no terminó, hay que seguir vacunando y debemos mantener el uso del barbijo en los lugares cerrados”, indicó López.

En la Argentina, el 82% de la población cuenta con dos dosis de la vacuna contra el coronavirus y el 47% con la dosis adicional o de refuerzo. Con este nivel de vacunación, según los infectólogos consultados por LA NACION, esta suba en los contagios no se traducirá en un aumento significativo de las internaciones o los decesos. Pero, al mismo tiempo, advierten que pensando en los próximos meses es muy bajo el porcentaje de la población que se inoculó con tres dosis. Por eso, destacan que habría que reforzar la campaña de vacunación.

En la última semana de abril, se informaron 11.443 casos a nivel nacional. Mientras que en los últimos siete días de este mes la cifra ascendió a 17.646. Vale aclarar que en las últimas semanas, tal como informó LA NACION, en la Argentina las pruebas diagnósticas bajaron un 16%, por lo que es esperable que haya un número importante de contagios que no fue detectado.

El imponente castillo isabelino de 1899 que hoy alberga a un tradicional colegio porteño

“La pandemia no se terminó, hay que estar atentos. Por supuesto podés ver la mitad del vaso lleno o vacío. Si vemos el lado positivo no es esperable un aumento de casos como hubo en otros momentos de la pandemia y tampoco creemos que se vaya a tensionar el sistema sanitario. Pero si vemos el vaso medio vacío, podemos decir que el virus circula en casi todos los países del mundo y entonces siempre va a existir la posibilidad de que mute y que el panorama se vuelva a complicar”, describió López.

López resalta que para hablar de endemia, el mundo debería avanzar más en la vacunación y tendría que haber menos casos durante un período de tiempo sostenido. “Hay que seguir la evolución de la pandemia bien de cerca y mantener algunas medidas de precaución en los espacios cerrados”, agregó el especialista.

De cara al invierno

En la ciudad de Buenos Aires, desde el 25 de abril hasta el 1° de mayo, se reportaron 3456 casos de coronavirus y se realizaron 47.682 hisopados. Mientras que esta última semana se informaron 6448 infecciones y se hicieron 41.023 testeos. Esto indica que la positividad (cantidad de testeos positivos sobre el total de pruebas realizadas) subió de un 13% a un 21%.

Fuentes del Ministerio de Salud de la Ciudad informaron a LA NACION que, por el momento, son casi todos casos leves o asintomáticos, por lo que este aumento no enciende las alarmas, aunque destacaron que “siguen de cerca” la evolución de la curva.

Por su parte, ante la consulta de este medio, el ministro de Salud de la provincia de Buenos Aires, Nicolás Kreplak, describió un panorama similar. “Estamos en un aumento leve a moderado de las infecciones de coronavirus por la aparición de una nueva subvariante de la ómicron que por el momento no generó ni un aumento de consultas en la guardia ni en la cifra de internaciones. Las enfermedades respiratorias se contagian especialmente cuando empieza el frío. Lo que tenemos que hacer es, en lugares cerrados, usar el barbijo bien colocado y ventilar”, dijo el funcionario.

Elena Obieta, miembro de la Sociedad Argentina de Infectología (SADI), explicó que la principal preocupación hoy no es el aumento en las internaciones, sino el escaso nivel de vacunación que se alcanzó con las terceras dosis, lo que podría representar un problema durante el invierno.

“Nos tenemos que preocupar por completar las dosis de refuerzo. Tenemos un nivel muy bajo de vacunación en ese sentido, no llegamos al 50%. Hay que reforzar la campaña de vacunación y ofrecer la vacuna contra el Covid en el mismo lugar donde se ofrece la de la gripe. El coronavirus todavía está en los cinco continentes y tiene la capacidad de mutar, por eso para enfrentar el invierno de la mejor manera hay que avanzar con las vacunas”, opina Obieta.

Por su parte, el infectólogo y epidemiólogo Hugo Pizzi también hizo un balance general de todas las variables y advirtió que la situación podría recrudecer. “El invierno hará que la gente pase más tiempo en lugares cerrados. Hay que mantener el barbijo en ese tipo de espacios y siempre, a pesar del frío, mantener algunas ventanas abiertas. Estamos viendo en la sala del hospital escuela algunos casos de Covid y de gripe, algo que no veíamos hace tiempo. También empieza a pasar que todos tenemos un conocido con coronavirus. A eso se le suma una escaso nivel de vacunación en cuanto a las terceras dosis. Hay que prestar atención a lo que suceda en las próximas semanas. Yo creo que estamos en un momento de transición epidemiológica hace una endemia, pero si no nos cuidamos podría empeorar”, concluyó.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.