Corea del Norte revela primera muerte por covid; brote de fiebre

·5  min de lectura

(Bloomberg) -- Corea del Norte reveló el viernes un brote generalizado de fiebre que se propagó “explosivamente” por todo el país desde fines de abril, lo que provocó 350.000 casos y seis muertes, incluida una que dio positivo por covid-19.

La noticia llegó un día después de que el Estado dijera por primera vez que tenía un caso de covid dentro de sus fronteras, lo que provocó que el líder, Kim Jong Un, ordenara el confinamiento de las principales ciudades y exigiera medidas estrictas para detener el virus. Solo el jueves, Corea del Norte tuvo 18.000 nuevos casos de fiebre y hasta 187.800 personas están siendo aisladas y tratadas, dijo la Agencia Central de Noticias oficial de Corea.

Corea del Norte, que ha rechazado las vacunas contra el covid, no dijo explícitamente que las nuevas infecciones fueran por el coronavirus, pero la crisis de salud pública ha dominado sus medios controlados por el estado durante el último día. Si bien los expertos dudaron durante mucho tiempo de que Corea del Norte lograra evitar la pandemia que ha arrasado el mundo desde principios de 2020, la decisión de Kim esta semana de reconocer públicamente el brote sugiere que los casos están demasiado extendidos para que las autoridades los controlen.

La situación del coronavirus en Corea del Norte parece ser “más grave de lo que pensábamos”, dijo un funcionario de presidencia de Corea del Sur , informó la Agencia de Noticias Yonhap.

“Es posible que Kim ya no pueda actuar como si el covid no existiera en el país”, dijo Soo Kim, un analista de políticas de Rand Corp. que anteriormente trabajó en la Agencia Central de Inteligencia.

“Después de más de dos años de negar rotundamente que hubiera casos de covid en el país, sin vacunas, sin ayuda externa y con un sistema de salud pública ya de por sí deficiente, Kim ya no puede reprimir la realidad”, dijo.

Durante su visita a las instalaciones estatales, Kim Jong Un reiteró la importancia de cerrar todas las ciudades. “Es la máxima prioridad bloquear la propagación del virus bloqueando activamente áreas y aislando y tratando a las personas con fiebre de manera responsable”, dijo Kim Jong Un según KCNA, prometiendo que su partido “dirigirá victoriosamente la guerra de prevención de epidemias”.

“El desafío y las tareas supremas más importantes que enfrentan nuestro partido es revertir la situación de crisis de salud pública inmediata en una fecha temprana, restaurar la estabilidad de la prevención de epidemias y proteger la salud y el bienestar de nuestro pueblo”, dijo el líder Kim en la sede de prevención de epidemias de emergencia del Estado.

Hasta el jueves, el régimen de Kim había negado que tuviera casos de covid, una afirmación que los expertos de Estados Unidos, Japón y otros países han puesto en duda. También ha rechazado vacunas del mundo exterior, con informes que dicen que los envíos planificados se suspendieron porque Corea del Norte no estaba dispuesta a seguir las reglas de Covax, un organismo respaldado por la Organización Mundial de la Salud.

Poco después de informar al público sobre el covid dentro de su frontera, Corea del Norte hizo una demostración de su poderío militar, disparando tres misiles balísticos de corto rango hacia las aguas de su costa este.

En agosto de 2020, Corea del Norte dijo que estaba impulsando el desarrollo de una vacuna contra el virus, pero desde entonces apenas ha mencionado las vacunas. Cualquier brote de covid-19 en Corea del Norte, si se generaliza, podría ser potencialmente devastador dado que el país tiene un sistema de atención médica anticuado y probablemente no tenga vacunas. Un informe reciente de las Naciones Unidas dijo que Corea del Norte y Eritrea son los dos únicos países del mundo que no han administrado vacunas.

“Un anuncio a nivel nacional que reconoce el contagio y la propagación de covid-19 es extremadamente preocupante. La mayoría de los norcoreanos están crónicamente desnutridos y no están vacunados, apenas quedan medicamentos en el país y la infraestructura de salud es incapaz de hacer frente a esta pandemia”, dijo. Lina Yoon, investigador sénior sobre Corea de Human Rights Watch.

La administración del nuevo presidente de Corea del Sur, Yoon Suk Yeol, que se ha comprometido a adoptar una línea dura con Pionyang por sus amenazas a la seguridad, ofreció mandar vacunas contra el covid y otros medicamentos. Intentará discutir los detalles con Corea del Norte, que aún no ha pedido ayuda a Seúl para el brote actual y rechazó las ofertas de ayuda de covid del presidente anterior Moon Jae-in, un defensor del acercamiento a Pionyang.

Las drásticas medidas de contención del covid de Corea del Norte han empeorado los problemas económicos del régimen, particularmente el cierre de la frontera hace más de dos años con China, su mayor socio comercial. Junto con las sanciones internacionales, las medidas han golpeado la economía de Corea del Norte.

Aún así, Corea del Norte debería poder mantener al público en orden. Mantiene uno de los sistemas más represivos del planeta, con un montón de prisiones políticas para quienes se salen de la raya o se atreven a cuestionar la legitimidad de sus líderes. El régimen pudo capear una hambruna en la década de 1990 que, según algunas estimaciones, mató hasta 3,5 millones de personas durante varios años.

La decisión del líder norcoreano de disparar misiles horas después de decir que el covid había ingresado al estado da una indicación de sus prioridades, dijo Soo Kim.

“La admisión de casos de covid probablemente esté motivada menos por su preocupación por la salud de la población que por la necesidad de eludir la culpa y la responsabilidad por la mala gestión del Estado”, dijo.

Nota Original:

North Korea Reveals First Covid Death, ‘Explosive’ Fever Spread

More stories like this are available on bloomberg.com

©2022 Bloomberg L.P.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.