Conte afirma que hay que prepararse a una Navidad "sobria o se pagará en enero"

Agencia EFE
·1  min de lectura

Roma, 19 nov (EFE).- El presidente del Gobierno italiano, Giuseppe Conte, afirmó hoy que será necesaria una Navidad "sobria" sin grandes celebraciones, pues una semana de intensa sociabilidad significará pagar en enero con el aumento de la curva de contagios.

"En Navidad ya tenemos que prepararnos para pasar las vacaciones de una forma más sobria: bailes, celebraciones, besos y abrazos no serán posibles", dijo en su intervención en la asamblea de los ayuntamientos italianos (ANCI).

Conte explicó que "más allá de las evaluaciones científicas, se necesita el sentido común. Una semana de sociabilidad salvaje significaría pagar en enero un fuerte aumento de la curva, en términos de muertes, estrés en cuidados intensivos. No podemos permitirnos eso".

Aunque algunos medios adelantan que el Gobierno estaría preparando un nuevo decreto con aperturas de las tiendas y restaurantes para el periodo natalicio a nivel nacional, Conte aseguró que contemplan varios escenarios, "pero ahora no se puede predecir cuál será la situación epidemiológica" en Navidad.

El coordinador del comité técnico-científico, creado por el Gobierno para gestionar la emergencia, Agostino Miozzo, adelantó que "una cena de Navidad con una veintena de personas, este año no será posible".

En declaraciones al canal televisivo "SkyTg24" afirmó que "algo se podrá reabrir en algunas áreas a partir del 3 de diciembre".

Italia ha sumado 753 fallecidos por coronavirus en las últimas 24 horas, el peor dato desde el 3 de abril y 34.282 nuevos contagiados.

Mientras tanto, el Gobierno, sobre la base de los nuevos datos, podría tomar nuevas decisiones en breve sobre los cierres aplicados en algunas regiones y Piamonte, Calabria, Valle de Aosta, Alto Adige, Lombardía podrían pasar de la zona roja a la zona naranja y ver aligeradas sus restricciones.

(c) Agencia EFE