El consumo de cacahuates ayuda a tener una memoria más ágil

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, septiembre 20 (EL UNIVERSAL).- Cuidar la salud cognitiva es muy importante porque conforme avanza la edad, la memoria y la capacidad de concentración comienzan a deteriorarse hasta que se pueden presentar la demencia o el Alzheimer, dos padecimientos a los que nadie quisiera llegar y, sin embargo, cada vez incrementan y ocurren a edades más tempranas.

Aunque no existe una cura para ellas, se ha observado que consumir una dieta saludable es fundamental para prevenirlas y existen tres patrones alimentarios (conjuntos de alimentos) que se han asociado con tener la capacidad de retrasar el deterioro cognitivo y la aparición de estas enfermedades:

Dieta Mediterránea. Se caracteriza por un elevado consumo de frutas, verduras, leguminosas (como el cacahuate, garbanzo, lenteja), pescados, nueces y aceite de oliva y consumo moderado de alcohol. Se asocia a un mejor estado cognitivo y memoria corta y a un menor riesgo de deterioro y de enfermedades neurodegenerativas.

Dieta DASH. Como la mediterránea, se caracteriza por un elevado consumo de alimentos vegetales, pero pone especial énfasis en limitar el consumo de fuentes ricas en grasas saturadas, colesterol y sodio. Se asocia a una disminución del riesgo cardiovascular y de las cifras de tensión arterial y de colesterol LDL (malo).

Dieta MIND. Es una dieta diseñada especialmente para la protección del cerebro y la disminución del riesgo de demencia, y se caracteriza por un elevado consumo de alimentos que han demostrado ser neuroprotectores, entre los que destacan los cacahuates, el aceite de oliva extra virgen, las moras, las verduras de hoja verde, los granos enteros, las nueces y los frijoles, limitando casi totalmente el consumo de postres, dulces, lácteos enteros y comida rápida de fritura profunda.

Dentro de estas dietas, los cacahuates se han destacado como una pieza fundamental al ser una fuente muy rica de grasas monoinsaturadas, folatos, vitamina E, magnesio, potasio y arginina, nutrimentos que se han asociado con una mejor vasodilatación cerebral, que es lo que ayuda a que mejore la circulación al cerebro y la función cerebral.

Su efecto positivo se ha demostrado en diversos estudios en todo el mundo, entre los que destacan el Estudio de las Enfermeras de Estados Unidos, el Estudio Longitudinal Italiano sobre Envejecimiento, el PREDIMED y recientemente, uno en Australia diseñado especialmente para evaluar los mecanismos de este fenómeno, encontrando que el consumo frecuente de cacahuates mejora la elasticidad arterial y logra beneficios en la memoria a corto plazo, la fluencia verbal y la velocidad del procesamiento de información.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.