Congreso argentino da primer paso para aprobar polémica reforma judicial

MÁS DESTACADO EN AMÉRICA LATINA

La Cámara de Diputados argentina dio el primer paso la noche del miércoles para la aprobación de tres de seis proyectos de reforma de la justicia impulsada por la presidenta Cristina Kirchner y criticada por la oposición, que convocó a una marcha el jueves en rechazo a la iniciativa.

La Cámara aprobó y giró al Senado los proyectos de reforma judicial sobre la regulación del ingreso a la carrera judicial, otro que establece la publicidad de las resoluciones de la Corte Suprema, y un tercero que obliga a publicar las declaraciones patrimoniales de los funcionarios judiciales.

Las tres normas fueron votadas por el bloque del gobernante peronismo (mayoría) y aliados, mientras la oposición rechazó las iniciativas.

En el cierre del prolongado debate, el presidente del bloque oficialista de diputados, Agustín Rossi, dijo que "el voto de la oposición marca una actitud política, y es que siguen votando para que las declaraciones de los jueces sigan en sobre cerrado y para que ningún argentino las vea; para seguir con el poder elitista de los integrantes del Poder Judicial".

En una jornada de extensas sesiones de ambas cámaras, el Senado discutió a su vez la reforma del Consejo de la Magistratura (que nombra y remueve jueces) y la creación de tres cámaras de casación, que busca aliviar la acumulación de causas en la Corte Suprema.

Gerardo Morales, senador de la opositora Unión Cívica Radical (UCR, segunda fuerza legislativa), aseguró que la reforma "va en la lógica de romper el principio de independencia del poder Judicial".

"Imagínense los partidos teniendo que hacer campaña en tribunales, a los jueces en las listas (en los comicios)", dijo en alusión al proyecto que prevé aumentar de 13 a 19 los miembros del Consejo de la Magistratura, siete de los cuales serán elegidos por el voto popular.

En tanto, se postergó para el jueves el tratamiento del proyecto que regula las medidas cautelares (prevención de un derecho), el que desató la mayor polémica enmarcado en la dura disputa con el influyente conglomerado multimedios Clarín, crítico del gobierno.

Clarín, el mayor grupo mediático argentino y uno de los principales de América Latina, ha presentado medidas cautelares contra una cláusula antimonopólica de la ley de medios audiovisuales aprobada en 2009, que lo obligaría a hacer una fuerte desinversión.

Como parte de esa batalla judicial, un tribunal falló este miércoles parcialmente a favor de Clarín al declarar inconstitucional un artículo de la ley de medios audiovisuales que limita el número de licencias de televisión de pago, pero el gobierno dijo que apelará ante la Corte Suprema.

El Tribunal validó en cambio otro artículo que otorga un plazo de un año para revertir las licencias de radio y televisión abierta que excedan lo estipulado por la ley, cuyos artículos antimonopólicos aún no se pudieron aplicar.

Mientras tanto, una nutrida manifestación frente a los tribunales de Buenos Aires marcó este miércoles el inicio de una huelga de 72 horas de empleados del poder judicial en rechazo a la iniciativa oficial.

"Esta reforma no beneficia a nadie. No lo hacen para democratizar sino para tener el manejo absoluto de la justicia", dijo en la manifestación Hugo Moyano, exaliado de Kirchner y líder de uno de los sectores de la dividida Confederación general del Trabajo (CGT).

Moyano anticipó que los gremios de su sector participarán el jueves del llamado "18 A", como se denomina la protesta opositora convocada a través de las redes sociales bajo la consigna "La justicia no se toca", que se realizará en varios puntos de la capital argentina, incluida la Plaza de Mayo, frente a la Casa Rosada (gobierno).

Ante las críticas, el oficialismo se comprometió a introducir cambios al texto original de los proyectos, en particular el de las medidas cautelares, tras una enfervorizada reunión legislativa el martes, donde organizaciones no gubernamentales, incluso aliadas al gobierno, y asociaciones de abogados criticaron algunos puntos de la reforma.

El gobierno intenta limitar las medidas cautelares a seis meses de duración, en medio del conflicto con Clarín que ha presentado esos recursos contra artículos de la ley de medios, que llevan más de tres años

La Cámara de Diputados argentina dio el primer paso la noche del miércoles para la aprobación de tres de seis proyectos de reforma de la justicia impulsada por la presidenta Cristina Kirchner y criticada por la oposición, que convocó a una marcha el jueves en rechazo a la iniciativa.

El Congreso argentino debatía este miércoles cinco de seis leyes de la reforma de la justicia impulsada por la presidenta Cristina Kirchner y criticada por la oposición, que convocó a una marcha el jueves, mientras los empleados judiciales realizan un paro en rechazo a la iniciativa.

El Congreso argentino debatía este miércoles cinco de seis leyes de la reforma de la justicia impulsada por la presidenta Cristina Kirchner y criticada por la oposición, que convocó a una marcha el jueves, mientras los empleados judiciales realizan un paro en rechazo a la iniciativa.

Cargando...