Congestión y demoras en las principales autopistas que llegan a la ciudad de Buenos Aires

LA NACION

Gran cantidad de vehículos en la autopista Buenos Aires-La Plata, esta mañana

A días de la finalización de esta etapa del aislamiento social obligatorio, y a la espera de una flexibilización a partir del lunes, la circulación de vehículos parece estar creciendo a ritmo sostenido en las principales autopistas porteñas y en aquellas que sirven de conexión a la ciudad de Buenos Aires con la provincia.

Esa es la percepción de lo que ocurrió en las últimas horas, y también durante la mañana, principalmente en la autopista Buenos Aires-La Plata, donde hubo puntos de congestión que impidieron la fluidez del tránsito y dejaron varados durante un largo tiempo a los automovilistas.

Controles en el acceso en la autopista Buenos Aires-La Plata, esta mañana

Según explicaron desde Autopistas de Buenos Aires SA (Aubasa) las demoras en la traza se deben a controles sanitarios y a un control vehicular instalado a la altura de la Usina del Arte, razón por la cual se produjeron las demoras en el ingreso a la ciudad.

La autopista 25 de Mayo desde el drone

En el peaje de Hudson, en ambos sentidos, hubo hoy un incremento porcentual en la circulación desde la medianoche y hasta el mediodía, respecto al mismo período de tiempo que el 30 de abril. No ocurrió lo mismo en el peaje de Dock Sud donde la caída fue sostenida hasta el mediodía de hoy.

El tráfico es intenso hacia la tarde en la Autopista Illia

También se registraron congestionamientos sobre la autopista Illia, sentido a la ciudad, donde los carriles están reducidos por los controles policiales. Fuentes del gobierno explicaron que esta situación, que se está observando desde hace varios días, puede deberse a que la gente opta por la utilización del vehículo particular por sobre el transporte público, aunque todavía no haya una evaluación oficial que lo confirme.

Filas de autos en el Peaje de Hudson