El conflicto de los submarinos provoca dudas del presidente de la UE sobre papel de Estados Unidos

·2  min de lectura
FOTO DE ARCHIVO: Banderas de la Unión Europea ondean fuera de la sede de la Comisión de la UE en Bruselas, Bélgica, 5 de mayo de 2021

Por Michelle Nichols

NACIONES UNIDAS, 20 sep (Reuters) - Los ministros de Asuntos Exteriores de la Unión Europea debatirán el lunes la retractación de Australia de un pedido de submarinos de 40.000 millones de dólares con Francia, una decisión que llevó al presidente del Consejo Europeo a cuestionar la lealtad de Estados Unidos.

La reunión tendrá lugar al margen del encuentro anual de líderes mundiales de la Asamblea General de las Naciones Unidas en Nueva York a las 2200 GMT, dijo un portavoz de la Comisión Europea a periodistas en Bruselas.

Australia dijo la semana pasada que cancelaría un pedido de submarinos convencionales a Francia y que, en su lugar, construiría al menos ocho con tecnología nuclear estadounidense y británica, tras establecer una asociación de seguridad con esos países bajo el nombre de AUKUS.

No está claro si la disputa tendrá implicaciones en la próxima ronda de conversaciones comerciales entre la UE y Australia, prevista para el 12 de octubre.

El jefe de la política exterior de la UE, Josep Borrell, se reunió el lunes en Nueva York con la ministra australiana de Asuntos Exteriores, Marise Payne.

Borrell "se interesó por la falta de consultas previas y lamentó que esta asociación excluya a socios europeos, que tienen una fuerte presencia en el Pacífico", dijo su portavoz.

El presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, dijo a periodistas en Nueva York que le resultaba difícil entender la medida.

"¿Por qué? Porque con el nuevo gobierno de Joe Biden, Estados Unidos ha vuelto. Este fue el mensaje histórico enviado por esta nueva administración y ahora tenemos preguntas. ¿Qué significa que Estados Unidos ha vuelto? ¿Estados Unidos ha vuelto a Estados Unidos o a otro lugar? No lo sabemos", dijo.

Si China era el principal objetivo de Washington, era "muy extraño" que Estados Unidos se asociara con Australia y Gran Bretaña, dijo, una decisión que -sostuvo- debilita la alianza transatlántica.

"Es muy extraño dejar a Europa fuera de juego en la región Indo-Pacífica", dijo Michel. "Los principios elementales de una alianza son la lealtad y la transparencia (...) esta no fue la elección que hizo nuestro aliado".

Está previsto que altos funcionarios de Estados Unidos y la Unión Europea se reúnan en Pittsburgh a fines de este mes para celebrar la reunión inaugural del recién creado Consejo de Comercio y Tecnología Estados Unidos-UE, pero Michel dijo que miembros de la unión estaban pidiendo que se posponga.

(Reporte de Michelle Nichols, Sabine Siebold, Philip Blenkinsop y Marine Strauss; Editado en español por Javier López de Lérida)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.