Conciertos en la era del coronavirus se ven desde el auto

KRISTIN M. HALL
1 / 2

CORONAVIRUS-CONCIERTOS

En esta foto del 9 de octubre de 2014, The Eli Young Band toca en el medio tiempo de un partido de la NFL en Houston. (AP Foto/Patric Schneider, Archivo)

NASHVILLE, Tennessee, EE.UU. (AP) — La última vez que el bajista Jon Jones dio un concierto con su grupo de música country, The Eli Young Band, fue el 8 de marzo. Ahora espera subirse a un escenario en junio para lanzar una nueva serie de conciertos para disfrutar desde el auto en su primera actuación con público desde que la pandemia del coronavirus azotó a Estados Unidos.

“Este será un escenario surrealista”, dijo Jones de los planes de tocar acústicamente ante 400 vehículos llenos de gente en el nuevo estadio de los Rangers en Arlington, Texas.

Mientras los estados del país comienzan a permitir la reapertura de negocios bajo ciertas condiciones, los organizadores de eventos musicales están probando nuevos modelos de conciertos más pequeños que permiten el distanciamiento social. Jones expresó un optimismo prudente ante la idea de que los auto-conciertos puedan ayudar a abrirle a los músicos una puerta que se cerró de golpe en marzo.

“Vamos a ser uno de los últimos sectores que reabran, desafortunadamente”, dijo Jones. “Espero que todo el mundo sea precavido y abra de manera adecuada, lentamente”.

George Couri, de la compañía de representación de artistas Triple 8 Management, se asoció con los Rangers para montar una serie de cuatro conciertos titulada “Concert in Your Car” (Concierto en tu automóvil) que comenzará el 4 de junio. El interés fue tal que los boletos se agotaron rápidamente y tuvieron que añadir más presentaciones. En total, se han vendido 3.200 entradas.

“Se trata de crear de nuevo una experiencia de música en vivo”, dijo Couri. “El impulso determinante para mí es demostrar que puede funcionar. Podría darle a la gente esperanza de que esto pueda repetirse una y otra vez en distintos lugares”.

Pero el camino para los conciertos en vivo no ha sido fácil. Un recinto en Arkansas inicialmente tuvo que posponer un concierto bajo techo que habría desafiado la prohibición del estado de hacer grandes reuniones luego que las autoridades sanitarias ordenaron la cancelación del espectáculo. El concierto con el cantante Travis McCready se realizó el lunes por la noche.

Los auto-conciertos no son nuevos, pero a raíz de la pandemia la idea fue adoptada en Europa y ahora en Estados Unidos. El astro de la música country Keith Urban tocó en un auto-teatro en Tennessee la semana pasada con una producción y equipo reducidos. Dijo que cree que la industria del espectáculo acogerá en un futuro cercano más conciertos de este tipo, pero con una mayor capacidad.

“El escenario va a salir hasta el estacionamiento y la gente estará cantando desde sus autos”, dijo Urban. “Será una fiesta de aparcamiento interminable”.

En Florida DJ D-Nice, quien ha estado entreteniendo a la gente en Instagram con sus populares segmentos #ClubQuarantine, tocó en vivo ante personal de servicios de emergencia en sus vehículos el sábado. La promotora de conciertos y operadora de recintos Live Nation planea probar conciertos sin fans, auto-conciertos y “espectáculos con capacidad reducida” tanto bajo techo como al aire libre, de acuerdo con su presidente y director ejecutivo Michael Rapino, quien habló de estas ideas en una llamada con inversionistas.

El Tailgate Fest en California ya demostró que el concierto centrado en autos era una opción viable antes de la pandemia. El festival de música country, donde los fans son exhortados a ver los recitales desde sus casas rodantes, camiones y automóviles, realizará su tercera edición en agosto.

Melissa Carbone, directora ejecutiva del Tailgate Fest, dijo que este año se implementarán muchos cambios en el festival debido al coronavirus, incluyendo retirar un área de admisión general y una fiesta VIP en una piscina, y anticipa una caída en la asistencia respecto al año pasado, cuando recibieron a 25.000 personas. Pero el programa, que incluye a Dierks Bentley, Lynyrd Skynyrd y TLC, no ha cambiado.

“Estamos a la vanguardia en esto y nadie quiere ver desaparecer la música en vivo”, dijo Carbone.

La Organización Mundial de la Salud tiene guías y evaluaciones de riesgo para eventos masivos durante la pandemia del COVID-19, dijo Lucia Mullen, una analista del Centro Johns Hopkins para la Seguridad Sanitaria, y parte de la red de expertos que actualmente trabajan con la OMS.

Para los conciertos, Mullen dijo que las recomendaciones incluyen mudar eventos al aire libre, limitar la asistencia, espaciar a la gente, tomar la temperatura a participantes y personal, colocar estaciones de gel antiséptico y realizar limpiezas adicionales. Pero agregó que los organizadores también deben tomar en cuenta las consecuencias de realizar eventos masivos durante una pandemia, como seguimiento de contactos.

Para la mayoría de las bandas, las giras representan el grueso de sus ingresos, muy por encima de lo que perciben de un álbum. Pero Couri dijo que este lanzamiento inicial de auto-conciertos en el estadio de Texas no será un gran generador de dinero en principio.

Están cobrando 40 dólares por vehículo, y todos los boletos deben adquirirse por anticipado, no en el lugar. No habrá comida ni mercancía a la venta para reducir el contacto entre la gente. Y todas las bandas darán conciertos acústicos para minimizar la necesidad de equipos de producción. No habrá siquiera parlantes; la música se transmitirá por radio.

Jones dijo que él y sus compañeros de The Eli Young Band no están haciendo estos conciertos sólo para compensar sus ingresos perdidos, sino para darle algo de música a sus seguidores.

“Creo que la gente necesita tener algo seguro a donde poder ir”, señaló. “Si podemos hacer eso, fabuloso”.

___

En Internet: http://www.texasrangers.com/concertinyourcar

___

Kristin M. Hall está en Twitter como http://twitter.com/kmhall.