Comunidad de La Luz se deslinda del homicidio por pugna de tierrras

OAXACA DE JUÁREZ, Oax., noviembre 3 (EL UNIVERSAL).- Autoridades agrarias y representantes de la comunidad La Luz, agencia de policía de Ixtlán de Juárez, se deslindaron del asesinato de dos hombres originarios de la población de San Miguel Tiltepec, ocurrido el pasado 30 de octubre de 2022.

También consideraron como graves los señalamientos realizados por la Unión de Comunidades Indígenas del Sector Rincón Alto de la Sierra Juárez de Oaxaca, representada por presidentes de siete municipios, en los que se acusa los habitantes de la comunidad de La Luz como responsables de este doble homicidio registrado en los límites con el municipio de Santa María Josaa.

En entrevista con EL UNIVERSAL, exigieron a la Fiscalía General del Estado de Oaxaca (FGEO) realizar una investigación y un peritaje en el lugar de los hechos, para esclarecer y dar con los responsables de este crimen.

Esto, explicaron, porque hasta ahora la fiscalía se ha negado a realizar una inspección en el lugar, bajo el argumento de que hay un grupo armado en la zona y no quiere exponer a su personal.

"Hemos sido respetuosos de la comunidad de Tiltepec. Nosotros jamás hemos llegado a tal caso y sobre la Unión de Comunidades que nos señalan como responsables ¿por qué cuando Tiltepec nos cortó nuestra energía eléctrica, no se pronunciaron?", expresó Víctor Ricardo Pérez Pérez, comisionado de la comunidad La Luz.

El conflicto entre estas dos poblaciones de la Sierra Norte tiene su origen en el año 2013, según el abogado de La Luz, Saúl Santiago Cruz. Ese año, explicó, San Miguel Tiltepec recibió recursos por ocho millones de pesos y en su afán por no repartir los recursos económicos, decidió en asamblea dividir el territorio y ceder dos mil hectáreas a la comunidad de La Luz.

Sin embargo, tres parajes que estaban en posesión de La Luz conocidos como Cerro Machín, La Cascada y Llano Palma, que en conjunto abarcan alrededor de 547 hectáreas, quedaron fuera de los límites establecidos en la división del territorio y quedaron situados en tierras de San Miguel Tiltepec. Esta última comunidad inició un juicio agrario en el que reclamó la restitución de esas tierras, pero perdió los litigios tanto en los tribunales agrarios en el estado de Oaxaca como en la Ciudad de México.

Ante estas derrotas legales, Tiltepec interpuso un amparo directo ante el Cuarto Tribunal Colegiado en Materia Administrativa del Primer Circuito que se encuentra en la Ciudad de México, en contra de las sentencias que no resultaron a su favor.

La situación escaló más allá de una disputa legal el pasado 21 de abril de 2022, cuando los pobladores de San Miguel Tiltepec pretendieron abrir una brecha en uno de los parajes que se encuentra en litigio y que las autoridades agrarias hasta ahora han resuelto a favor de la comunidad de La Luz. Pero esta última no permitió que abrieran la brecha dentro de su territorio.

En respuesta, Tiltepec cortó la energía eléctrica a la comunidad de La Luz y robó el equipo de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), asegura Saúl Santiago.

Hasta la fecha no se ha restablecido la energía eléctrica en la comunidad. Mientras que La Luz también reaccionó y bloqueó la carretera para impedir el paso de los habitantes de Tiltepec.

Posteriormente, el 26 de abril de 2022 los representantes de ambas comunidades se reunieron con el presidente municipal de Ixtlán de Juárez, Leopoldo Nicolás Santiago Pérez. En esa reunión se informó que la CFE interpuso una denuncia ante la Fiscalía General de la República (FGR) bajo el expediente FED/OAX/OAX/0001026/2022 por el delito de robo de su equipo y del corte de la energía eléctrica, contra la población de San Miguel Tiltepec.

El 14 de octubre de 2022, la comunidad de La Luz envió un escrito al Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, en el que solicitan su intervención para que se restablezca el servicio de energía eléctrica.

Desde la Presidencia les respondieron que se ya habían enviado instrucciones a la CFE para atender su petición, por lo que la comisión realizó dos visitas a la comunidad para restablecer el servicio, pero tras las complicaciones por el conflicto decidieron hacer la reconexión de la población aledaña a Santa María Josaa.

En la primera visita no se presentó ningún incidente; pero en la segunda, realizada el pasado 30 de octubre, el agente de policía de La Luz fue retenido por las autoridades de Santa María Josaa, quienes impidieron que acompañara a los trabajadores de la CFE a restablecer el servicio.

Sin embargo, los trabajadores de la Comisión continuaron hacia el lugar acompañados de otros dos habitantes de La Luz.

Emilio Melitón Pérez Velasco, comisionado de La Luz, relató que él fue testigo de que una mujer desde su teléfono celular realizó una llamada para informar a la comunidad de Tiltepec que se dirigían, junto con personal de la CFE, a reconectar la energía eléctrica: "ustedes saben qué hacen", escuchó Melitón Pérez decir a la mujer, mientras ellos continuaban retenidos en Santa María Josaa.

El abogado Saúl Santiago afirmó que, entonces, un grupo armado de Tiltepec se dirigió hacia el lugar en el que se encontraban los trabajadores de la CFE y dos de los habitantes de La Luz; una vez ahí, golpearon a uno de ellos y lanzaron disparos al aire.

El personal de la CFE abandonó el lugar y ellos regresaron a La Luz.

Al día siguiente, aseguró, se enteraron por las redes sociales del asesinato de las dos personas y de las acusaciones realizadas en contra de La Luz por la Unión de Comunidades Indígenas del Sector Rincón Alto.

Saúl Santiago sostuvo que la comunidad que representa no participó en estos hechos. En primer lugar, dijo, porque la distancia entre La Luz y el sitio en que estaba el personal de la CFE y dos miembros de la población, es de aproximadamente 10 kilómetros. Una incursión armada, dijo, hubiera sido fácilmente detectada por la población de Tiltepec.

De acuerdo con su hipótesis, fueron los mismos pobladores de Tiltepec quienes asesinaron, tal vez por error, a esas dos personas.

Por eso, insistió, se deslindan del doble homicidio; que las personas fueron asesinadas por los habitantes de Tiltepec y que ahora, a través de la Unión de Comunidades Indígenas del Sector Rincón Alto, buscan "blindarse" o protegerse ante este doble crimen, y esa es la razón por la cual han "politizado" estos hechos violentos.

Respecto al litigio por tres parajes en posesión de La Luz dijo que están a la espera de la resolución del amparo directo. Pero reiteró, que hay dos sentencias firmes y a favor de la comunidad de La Luz, en la que les da la razón sobre la posesión de esos terrenos; e instó nuevamente, a la Fiscalía General de Oaxaca para que realice una investigación en la que se aclare la forma en que esas dos personas fueron asesinadas y detener a los responsables.