La comparación que hizo el canciller ruso de Zelensky con Hitler genera una ola de indignación

·3  min de lectura
Sergei Lavrov, ministro de Exteriores de Rusia
Sergei Lavrov, ministro de Exteriores de Rusia

JERUSALÉN.– El ministro de Asuntos Exteriores israelí, Yair Lapid, criticó este lunes la afirmación de su homólogo ruso Serguei Lavrov de que Hitler “tenía sangre judía”, y convocó al embajador ruso para pedirle “aclaraciones”.

Desde que comenzó la invasión rusa de Ucrania el 24 de febrero, Israel ha tratado de mantener un delicado equilibrio entre Kiev y Moscú, pero las palabras de Lavrov desataron la indignación.

Durante una entrevista con el canal italiano Rete 4 el domingo, la primera en un medio europeo desde la invasión de Ucrania, se le preguntó a Lavrov cómo podía decir que Rusia necesitaba “desnazificar” Ucrania, cuando el presidente ucraniano Volodymyr Zelenskiy era judío.

“El presidente ucraniano, Volodymyr Zelensky, esgrime este argumento: ¿Cómo puede estar presente el nazismo (en Ucrania si yo soy judío?”, dijo Lavrov, según se transcribe en el sitio web de su ministerio. “Puedo equivocarme, pero Hitler también tenía sangre judía”, agregó.

El presidente de Ucrania Volodymyr Zelensky
El presidente de Ucrania Volodymyr Zelensky


El presidente de Ucrania Volodymyr Zelensky

”Los comentarios del ministro Lavrov son escandalosos, imperdonables y un horrible error histórico”, condenó Lapid en una breve declaración, y dijo que se había convocado al embajador ruso en Israel para “aclaraciones”.

El presidente de Yad Vachem, el memorial israelí de la Shoá, Dani Dayan, también condenó las declaraciones de Lavrov, diciendo que eran “comentarios infundados, delirantes y peligrosos que merecen ser condenados”.

El ministro de Relaciones Exteriores de Ucrania, Dmytro Kuleba, lamentó que “Lavrov no pueda esconder el antisemitismo profundamente enraizado en las élites rusas”.

”Estas declaraciones son ofensivas para el presidente Zelensky, para Ucrania, Israel y para el pueblo judío”, agregó en Twitter.

El consejero de la presidencia ucraniana Mijailo Podoliak denunció las declaraciones como “antisemitas” y afirmó que “son la prueba de que Rusia es sucesora de la ideología nazi”.

El portavoz del gobierno alemán Steffen Hebestreit tachó la declaración como “absurda” y dijo que la “propaganda rusa difundida por Lavrov no merece ser comentada”.

El comisario de antisemitismo del gobierno alemán también denunció las declaraciones del ministro de Asuntos Exteriores ruso. En comentarios al grupo de periódicos Funke, Felix Klein dijo que los comentarios de Lavrov “se burlan de las víctimas del nacionalsocialismo de una manera inaceptable y enfrentan descaradamente no sólo a los judíos sino a todo el público internacional con un antisemitismo abierto”.

“Lavrov está tergiversando cínicamente a las víctimas y a los autores del pasado y del presente”, agregó.

En un discurso a fines de marzo ante los miembros del Parlamento israelí, Zelensky pidió a Israel que “tomara una decisión” de apoyo a Ucrania contra Rusia y solicitó el suministro de armas.

Israel ha suministrado equipos de protección a Ucrania, pero no ha dado recientemente armas al país, según dijeron funcionarios israelíes.

Agencias AP y Reuters

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.