La Comisión Europea dice que tope al gas es imposible, tal como países lo piden -diplomáticos

FOTO DE ARCHIVO. Imagen de ilustración de una figura con forma de gasoducto y la bandera de la Unión Europea

BRUSELAS, 8 nov (Reuters) -El ejecutivo de la Unión Europea dijo el lunes a los 27 países miembros en un seminario que no es posible crear un tope para el precio del gas que, al mismo tiempo, no afecte a los contratos a largo plazo o a la seguridad del suministro, dijeron dos fuentes diplomáticas a Reuters.

Tras muchas discusiones en una cumbre que duró toda la noche, los líderes de la UE acordaron el mes pasado encargar a la Comisión Europea que propusiera "un marco temporal de la UE para limitar el precio del gas en la generación de electricidad" y "un corredor de precios dinámico temporal en las transacciones de gas natural" para bajar los precios.

Pero un compromiso entre los que, como Francia, España y Bélgica, quieren un tope y los que se oponen, liderados por Alemania, supuso que se impusieran condiciones adicionales, como que cualquier tope no pudiera afectar a los contratos a largo plazo, provocar un aumento del consumo de gas o hacer que los productores desvíen el suministro a otros lugares.

"Ahora, la Comisión ha dicho que es imposible tener un tope que cumpla estos criterios", dijo uno de los diplomáticos, quien añadió que los enviados nacionales de los 27 países miembros de la UE a la sede del bloque, en Bruselas, lo discutirían el próximo viernes.

El asunto lleva meses dividiendo a los países de la UE, que buscan la manera de hacer frente a una aguda crisis energética que está provocando una inflación récord y amenaza con una recesión en el bloque.

El segundo diplomático dijo que la Comisión ofreció en cambio un "mecanismo de corrección del mercado" voluntario que, sin embargo, no iba lo suficientemente lejos para que los países que exigen un tope puedan limitar instantáneamente las subidas de precios.

Ambos dijeron que algunos de los 15 países que exigen un tope amenazan con bloquear otros elementos del acuerdo energético de octubre de los líderes —que también incluye el lanzamiento de compras conjuntas y la elaboración de una nueva referencia de precios— mientras la Comisión no presente una propuesta de tope sólida.

(Información de Gabriela Baczynska; editado en español por Benjamín Mejías Valencia)