Combate a la violencia de género, eje central de lucha de SUMA

CIUDAD DE MÉXICO, octubre 24 (EL UNIVERSAL).- El combate a la violencia de género, la discriminación, la transformación social de causas injustas y la lucha por los derechos humanos y políticos de las mexicanas, son la piedra angular del plan de trabajo de la organización SUMA, grupo en apoyo a las aspiraciones presidenciales de Claudia Sheinbaum.

Así lo asentaron en la primera mesa de trabajo del Encuentro Nacional de Mujeres de la coalición, donde María Teresa Ealy, coordinadora nacional del organismo civil, recordó que durante la administración de la doctora Pardo como jefa de gobierno de la Ciudad de México, logró disminuir las cifras de feminicidio, vincular a proceso a agresores e impulsar planes para la reparación integral y reinserción social y económica de las víctimas.

"En México es tiempo de mujeres. Si todo esto fue capaz de crear en la capital, ¿qué podrá hacer a nivel nacional en favor de nosotras?", cuestionó con emoción María Teresa Ealy a las asistentes.

El evento, que también fue encabezado por Paola Félix Díaz, igualmente coordinadora nacional, contó con la presencia de activistas, lideresas de movimientos populares y sociales y mujeres a favor de la agenda por los derechos de las mujeres.

Entre ellas, la saxofonista María Elena Ríos, saxofonista y activista por las sobrevivientes de violencia ácida, quien se pronunció a favor del movimiento, respaldó el plan de trabajo y se incorporó a SUMA.

"Hemos existido siempre, pero no hemos existido de verdad. Durante estos cuatro años de lidiar contra el corrupto, retrógrada, e infame poder judicial es muy fácil decir: ‘ya no quiero seguir’ y muchas compañeras se quedan en el camino porque es muy cansado, pero no me voy a rajar.

"Quiero decirle a todas: ‘¡atrevámonos!’. Nuestra voz amplifica nuestra alma. Nuestra voz es poderosa. Siempre nos hicieron creer lo contrario, pero eso no es verdad. El cambio va a suceder y sucederá para bien. ¡Hay que unirnos!", invitó la profesora de origen mixteco.

En ese sentido, María Teresa Ealy y Paola Félix Díaz expusieron que el plan de trabajo, además de considerar como núcleo el apoyo a víctimas de violencia de género, tiene como objetivo avanzar en el empoderamiento político de las mujeres, promover activismo para el impulso de leyes que las protejan y defiendan.

Además, establecer programas educativos que incluyan la capacitación laboral, educación formal y enseñanza de derechos; colaborar con organizaciones no gubernamentales para maximizar el impacto en favor de los derechos humanos y mantener una presencia activa en redes sociales para continuar con el mejoramiento de las necesidades de las mujeres.

"Muchas tenemos que ser conscientes de que, ni modo, nos tocó el camino de la talacha y posiblemente habrá situaciones que por ahora no vemos, pero van a suceder, las vamos a crear y eso será un triunfo para todas. Sigamos sumando mujeres a la lucha", dijo al respecto la oaxaqueña Elena Ríos.