Anuncios

Colombia extradita a acusado de atacar a soldados de EEUU. Comparece ante juez de Florida

Dos soldados del Ejército de Estados Unidos que se encontraban de servicio temporal en Bogotá, Colombia, fueron atacados, drogados y secuestrados, y uno de los presuntos agresores fue extraditado para que enfrente cargos relacionados con el caso.

La Fiscalía Federal del Distrito Sur de la Florida informó que Jeffersson Arango Castellanos fue extraditado por Colombia a Estados Unidos, donde compareció por primera vez ante un tribunal del estado el viernes.

Las dos víctimas estaban en un distrito de entretenimiento en Bogotá viendo un evento deportivo en la noche del 5 de marzo de 2020. Mientras estaban en un bar perdieron el conocimiento hasta el día siguiente, momento en el que se separaron, según los documentos judiciales del caso citados por la fiscalía.

Los exámenes médicos confirmaron la presencia de benzodiazepinas en sus sistemas. Se alega que los acusados atacaron a las dos víctimas en el bar, las incapacitaron con drogas y las secuestraron para adquirir los objetos de valor de las víctimas y la información de las tarjetas de crédito y débito.

Arango y sus cómplices, de quienes no dieron detalles, están acusados de secuestrar a una persona protegida internacionalmente, conspiración para secuestrar a una persona protegida internacionalmente, agredir a una persona protegida internacionalmente y conspirar para agredir a una persona protegida internacionalmente.

Si son declarados culpables, cada uno de ellos enfrenta una pena máxima de cadena perpetua, dijo la fiscalía.

El fiscal federal del Distrito Sur de la Florida, Markenzy Lapointe; el fiscal general adjunto Kenneth A. Polite, Jr. de la División Criminal del Departamento de Justicia, y el agente especial a cargo del FBI en Miami, Jeffrey B. Veltri, hicieron el anuncio.

La Oficina de Asuntos Internacionales del Departamento de Justicia, la Oficina del Agregado Judicial de la Sección de Narcóticos y Drogas Peligrosas en Bogotá y el Servicio de Alguaciles de EEUU brindaron asistencia significativa para asegurar el arresto y la extradición del acusado.

Estados Unidos también agradeció a las autoridades policiales colombianas por su valiosa asistencia.