Colocaron un busto de Santiago Maldonado en la Plaza de Mayo pero el gobierno porteño lo sacó

Paula Soler
·4  min de lectura
Ya no está la escultura en homenaje a Santiago Maldonado en la Plaza de Mayo
Ya no está la escultura en homenaje a Santiago Maldonado en la Plaza de Mayo

El miércoles, en el Día de la Memoria, se instaló en la Plaza de Mayo un busto de Santiago Maldonado, el joven que murió en agosto de 2017 ahogado en el río Chubut cuando huía de la Gendarmería Nacional. Quien colocó la figura fue su hermano Sergio, detrás de una placa en memoria de las Madres de Plaza de Mayo. No obstante, hoy el busto fue removido del lugar.

A través de las redes sociales, Sergio Maldonado acusó al jefe de gobierno de la Ciudad de Buenos Aires de sacar el busto de su hermano. “En el condado de [Horacio Rodríguez] Larreta no está permitido Planta Memoria. En el país de los 30 mil, te desaparecen, te matan y luego quieren borrar la memoria”, escribió.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

En tanto, fuentes de la Dirección de Espacio Público de la Ciudad de Buenos Aires explicaron a LA NACION que el busto fue retirado porque “no estaba aprobado su emplazamiento” de acuerdo a lo que establece la Constitución de la Ciudad.

“El busto de Santiago Maldonado que había sido colocado en Plaza de Mayo durante las actividades conmemorativas por el día de la Memoria, Verdad y Justicia fue retirado por el Gobierno porteño ya que no estaba aprobado su emplazamiento, tal como lo establece el art. 89 Constitución de la Ciudad”, declararon.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Además, informaron que “una vez retirada la escultura se notificó a los representantes de la Fundación Servicio Paz y Justicia, organizadores del evento”, por lo que “actualmente la escultura se encuentra resguardada en las dependencias del Gobierno de la Ciudad para ser entregada” a sus dueños.

De acuerdo a la Constitución de la Ciudad, el emplazamiento de monumentos y esculturas se autoriza mediante una ley de la Legislatura porteña, tal como se especifica en el artículo 89: “Tienen el procedimiento de doble lectura las siguientes materias y sus modificaciones: códigos de Planeamiento Urbano, Ambiental y de Edificación; plan Urbano Ambiental de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires; imposición de nombres a sitios públicos; emplazamiento de monumentos y esculturas y declaración de monumentos, áreas y sitios históricos; desafectación de los inmuebles del dominio público y todo acto de disposición de éstos; toda concesión, permiso de uso o constitución de cualquier derecho sobre el dominio público de la Ciudad; las que consagran excepciones a regímenes generales; la ley prevista en el artículo 75; los temas que la Legislatura disponga por mayoría absoluta”.

El emplazamiento del busto

El miércoles, según publicó el portal La Vaca, Sergio Maldonado explicó por qué colocó allí el busto de su hermano: “Quiero resumir en Santiago a todos los pibes y pibas desaparecidas y asesinadas -femicidios, gatillo fácil, desapariciones forzadas- desde el 83 hasta la fecha”.

Además, explicó: “Así como está el pañuelo y los 30.000, desde el ’83 hasta la fecha agrupo todas esas desapariciones y asesinatos. Está Santiago pero en realidad está el nombre de todas esas personas”.

La foto de Sergio junto al busto de Santiago se difundió en las redes sociales. Hoy se pudo ver que el busto ya no se encuentra.

Maldonado murió el 1º de agosto de 2017, ahogado en el río Chubut, mientras huía de la Gendarmería, que lo perseguía luego del corte de una ruta en el sur de la provincia. El kirchnerismo acusó al gobierno de Mauricio Macri durante la campaña electoral de ese año de haber secuestrado, desaparecido y asesinado a Maldonado. Sin embargo, el 17 de octubre de ese año, la Justicia halló el cuerpo y dio por probado que no hubo ni torturas ni desaparición forzada, sino que se había ahogado.

A tres años de la muerte de Santiago Maldonado, el Gobierno reflotó el caso con una denuncia penal contra Pablo Noceti, exjefe de gabinete de Patricia Bullrich en el Ministerio de Seguridad durante el macrismo, por su participación en el operativo de Gendarmería que terminó con el fallecimiento del joven.