CNDH llama a incluir la salud menstrual en la agenda política

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 28 (EL UNIVERSAL).- Para que se visibilice a la salud menstrual como un elemento indispensable que posibilita el ejercicio pleno de diversos derechos humanos la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), exhortó a todas las autoridades del Estado mexicano a incluir con especial relevancia a la salud menstrual, en la agenda política, legislativa, pública y de sostenibilidad ambiental de nuestro país.

En el marco de la celebración del Día Internacional de la Higiene Menstrual, el organismo sostuvo que es necesario que se deconstruya la visión y cultura patriarcal de estigmatizar y desestimar este proceso biológico, asociado a partir de tabús de lo oculto, íntimo, sucio e incluso vergonzoso, o del que no se puede hablar en público.

Indicó que es prioritario reconocer la salud menstrual como un derecho transversal que garantiza los derechos a la salud sexual y reproductiva, a la no discriminación, a la dignidad humana, al derecho de las mujeres a una vida libre de violencia, al derecho a un medio ambiente sano y al derecho al agua y saneamiento.

"De acuerdo a lo dispuesto por el Pacto Internacional de los Derechos Económicos, Sociales y Culturales, los Estados parte no pueden alegar cuestiones de falta o insuficiencia de recursos económicos o análogos para que las personas puedan acceder y gozar sin distinciones de sus derechos humanos universalmente reconocidos", sostuvo la institución a través de un comunicado.

La CNDH reiteró su compromiso con la protección y defensa de los derechos humanos a la salud sexual y reproductiva de las mujeres, niñas, adolescentes y personas menstruantes, y se sumó a las voces de las colectivas feministas para hacer un llamado a las autoridades e instituciones del Estado mexicano a romper con los tabús que aún persisten.

"Hay que garantizar la gestión de la salud menstrual, a través de las condiciones básicas que así lo permitan, tales como, la provisión de productos gratuitos y/o a bajos costos; la creación, adecuación o mejoramiento de infraestructuras sanitarias, principalmente en zonas rurales y/o de comunidades indígenas; el acceso y suministro suficiente de agua potable y al saneamiento, así como del acceso a información cierta, adecuada y pertinente para que accedan y ejerzan una higiene durante su ciclo menstrual en condiciones salubres, seguras y dignas", expresó.

Para la CNDH, combatir la pobreza menstrual que viven las mujeres, niñas, adolescentes, personas trans y personas no binarias constituye un pendiente importante en la agenda gubernamental a nivel nacional.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.