Estas ciudades de Florida están entre las de menor aumento de homicidios en la pandemia

·3  min de lectura
Haven Daley/AP

Dos ciudades de la Florida, St. Petersburg y Jacksonville, registraron el menor incremento en las tasas de homicidio durante la pandemia del COVID-19 de un total de 50 urbes de Estados Unidos analizadas para un reporte de la empresa de finanzas personales Wallethub.

La tasa de homicidios aumentó en un promedio de 17 % en 50 de las ciudades más grandes del país entre el primer trimestre de 2020 y el primer trimestre de 2022, de acuerdo con el informe en el que se compararon los asesinatos per cápita en ese periodo.

St. Petersburg se ubicó en el puesto 27 de la lista con un puntaje total de 34.86 al registrar 3.79 casos de homicidios per cápita en el primer trimestre de 2022, frente -1.89 en el mismo periodo de 2021 y 0.76 en 2020.

Esta ciudad fue destacada en el informe entre las que registraron el más bajo incremento en los homicidios per cápita entre 2022 y 2021.

Jacksonville se situó en la posición 30 con un puntaje de 32.22 con 3.21 casos de homicidios per cápita en el primer trimestre de 2022 frente a 0.11 con respecto al mismo periodo de 2021 y 0.66 en 2020. También fue catalogada como una de las que registró el más bajo aumento entre el 2022-2020

En los primeros diez lugares de la lista están New Orleans, en Louisiana; Cincinnati, Ohio; Atlanta, George; Baltimore, Maryland; Memphis, Tennessee; Detroit, Michigan y Dallas, Texas, de acuerdo con el reporte.

Source: WalletHub

Expertos consultados por Wallethub dijeron que en el aumento del crimen en Estados Unidos están interviniendo varios factores, incluyendo el desempleo.

Matthew Hale, profesor asociado y presidente del programa MPA para el Departamento de Ciencias Políticas y Asuntos Público de la Universidad de Seton Hall, dijo que en muchos lugares, el desempleo y el subempleo pueden estar causando que más personas consideren y cometan actividades ilegales.

“En algunos lugares, la incertidumbre y el miedo más generales causados por la pandemia están dando lugar a actividades delictivas. En algunos lugares, la redistribución de los recursos policiales hacia el descontento social está generando menos policías en las áreas de alta criminalidad. En otros lugares, puede ser que la policía tenga miedo de hacer su trabajo debido al mayor escrutinio. Lo más probable es que todos estos factores se unan”, detalló.

Bryanna Fox, profesora del Departamento de Criminología de la Universidad South Florida, subrayó la importancia de tener en cuenta que no todos los delitos han aumentado: el aumento “se limita casi exclusivamente a la violencia, en particular a los delitos violentos con armas de fuego”.

“El aumento masivo en las ventas de armas es un factor causal probable, ya que actualmente hay (millones) más armas en Estados Unidos que en cualquier otro momento de la historia. Como investigaciones previas han demostrado consistentemente que la disponibilidad de armas aumenta el riesgo de violencia armada, y EEUU tiene más armas disponibles ahora que nunca, parece probable que este factor sea responsable de gran parte del aumento de la violencia armada que estamos presenciando actualmente”, precisó.

Consideró que las tensiones causadas por la pandemia mundial, como la pérdida de empleo, el estrés, el miedo, el aislamiento y el trauma, pueden estar relacionadas con el aumento de la violencia.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.