Ciudad: con talleres y entrevistas a referentes, se realiza un nuevo encuentro de fileteadores

·2  min de lectura
Carlos Gardel, uno de los grandes temas del filete porteño
Nicolás Rubió

(Télam). - Entrevistas a referentes y debates sobre técnicas y nuevas tecnologías concentrarán esta semana a más de un centenar de artistas de todo el país en el décimo Encuentro Anual de Fileteadores, un símbolo porteño que, pese al tiempo, prioriza la técnica artesanal y tradicional.

“Nueva normalidad”: suspendidas durante la pandemia, mañana vuelven las bicicleteadas porteñas para toda la familia

Si bien no hay datos exactos de su comienzo, los artistas que llevan adelante esta práctica lo sitúan a finales del siglo XIX o principios del XX, cuando se usaba para decorar los carros que circulaban por las calles de la Capital. Es una técnica que introdujeron los inmigrantes italianos, y una anécdota que se repite entre sus cultores afirma que dos chicos italianos, Salvador Venturo y Vicente Brunetti, usaron por primera vez la técnica en la fábrica de carrocerías en la que trabajaban. Un día el dueño del taller les pidió que lo ayuden a pintar con el color reglamentario, gris, los carros y los niños plasmaron un filete colorado sobre uno de los vehículo, un diseño que comenzó a ser muy requerido por los clientes.

Marcelo Sainz, de la Asociación de Fileteadores, relató: “Con el correr de los años, los diseños se fueron profesionalizando, al principio era solo una banda de líneas recortando carros, después se incorporaron iniciales, las hojas de acanto, luego pajaritos. Fue cambiando el soporte, cuando se prohíbe la tracción a sangre en la ciudad, el fileteador empezó a trabajar en camiones y colectivos, luego en los ‘70 un decreto prohibió el filete en el colectivo porque decía que se confundían las letras y números”. Y continuó: “Luego, llegaron los ploteos a los colectivos y el filete pasó a carros para desfiles, cartelería, publicidad, o en bodegones”.

En 2011, el 14 de septiembre, Día del Fileteado Porteño, se realizó el primer encuentro de estos artistas. Allí surgió la idea de crear una asociación que los nucleé para mantener viva esta tradición, rescatar la historia del filete, los orígenes y proteger la documentación.

Este año, en el marco del décimo Encuentro Anual de Fileteadores, la asociación propone más de una decena de actividades virtuales que pueden consultarse a través de su cuenta oficial de Instagram @asociacion_de_fileteadores, al igual que los talleres y trabajos de los más destacados artistas.

En 2015, la Unesco declaró al filete porteño como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, una iniciativa impulsada por el Ministerio de Cultura de la Ciudad.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.