La ciudad china de Shenzhen adoptará el lunes medidas COVID escalonadas

·1  min de lectura

BEIJING/SHANGHAI, 4 sep (Reuters) - El centro tecnológico de Shenzhen, en el sur de China, que el sábado se encerró para realizar pruebas masivas de COVID-19, dijo que adoptará medidas de restricción antivirus escalonadas a partir del lunes.

La ciudad también anunció una nueva ronda de pruebas de COVID-19, prometiendo "reunir todos los recursos disponibles, movilizar todas las fuerzas y tomar todas las medidas posibles" para acabar con la pandemia, después de que Shenzhen informara de 89 nuevas infecciones de COVID transmitidas localmente el 3 de septiembre, en comparación con las 87 del día anterior.

"Actualmente, la situación del COVID en la ciudad es grave y compleja. El número de nuevas infecciones sigue siendo relativamente alto y el riesgo de transmisión en la comunidad sigue existiendo", dijo Lin Hancheng, funcionario de salud pública de Shenzhen, en una conferencia de prensa a última hora del domingo.

Según los resultados de las pruebas del fin de semana, Shenzhen clasificará sus zonas en tres categorías, que reflejan un riesgo de infección bajo, medio y alto, dijo Lin.

En las zonas consideradas de bajo riesgo, la ciudad eliminará las restricciones que confinaron a gran parte de su población en recintos residenciales durante el fin de semana, aunque se mantendrán los cierres en los barrios de riesgo "alto" y "medio".

En las zonas donde se detectaron infecciones, las restricciones temporales se prolongarán durante tres días.

(Reportaje de las redacciones de Shanghai y Pekín; Editado en español por Juana Casas)