Cirugías, disfraces y cambios de escondite: cómo huía en España el exjefe del espionaje chavista

·3  min de lectura
El "Pollo" Carvajal durante su detención en España
POLICÍA NACIONAL

MADRID.- Hugo Armando Carvajal Barrios, el exgeneral de los servicios secretos de Venezuela, conocido como “El Pollo”, cambiaba de escondite cada tres meses hasta su detención la noche del jueves en Madrid y recurrió a cirugía estética y disfraces para tratar de ocultarse durante los casi dos años que estuvo prófugo de la Justicia.

El general Hugo Carvajal
Manu Fernandez


El general Hugo Carvajal (Manu Fernandez/)

La Audiencia Nacional española dijo que el general retirado, hombre de confianza del difunto líder Hugo Chávez, permanecerá en prisión a la espera de ser extraditado a Estados Unidos, donde se lo acusa de narcoterrorismo y tráfico de drogas, tanto a él como al presidente Nicolás Maduro.

El fotógrafo de la icónica imagen del “falling man” del 11 de Septiembre: “Nunca olvido el ruido del impacto de los cuerpos contra el suelo”

De todas maneras, a través de sus abogados Carvajal pidió que se demore la tramitación de la extradición hasta que el próximo mes de octubre este mismo tribunal resuelva un pedido de asilo en España, a fin de evitar lo que ve como un daño irreversible.

El edificio donde fue capturado Carvajal en Madrid
Manu Fernandez


El edificio donde fue capturado Carvajal en Madrid (Manu Fernandez/)

En el momento de la entrada en la vivienda con puerta blindada, el fugitivo fue hallado en la última de las habitaciones de la casa, donde se había encerrado en un intento desesperado de evitar la detención policial. En ese momento, y por parte de los agentes de la Unidad de Intervención Policial (UIP) que llevaron a cabo la entrada a la vivienda, le fue retirado un cuchillo afilado que portaba, siendo neutralizado y engrilletado.

Los agentes constataron que tenía “novias” que le daban cobertura realizando compras y recados para él. Además, reconoció que el único momento que había salido al exterior en todo este tiempo era a la terraza de la vivienda, pero estrictamente en horario nocturno y disfrazado.

El escalofriante relato de Joseph Dittmar, el sobreviviente del piso 105 de una de las Torres Gemelas: cuál fue su “mejor decisión”

La investigación para localizar al prófugo comenzó tras su fuga en el año 2019, siendo su localización y detención desde ese año una de las grandes prioridades de los especialistas en fugitivos, según informó la Policía Nacional.

Carvajal, en su departamento de Madrid
POLICÍA NACIONAL


Carvajal, en su departamento de Madrid (POLICÍA NACIONAL/)

Además, hay constancia de que Carvajal se sometió a varias cirugías estéticas para modificar su apariencia y que, además, usaba todo tipo de disfraces para facilitar su ocultación, como bigotes, barba y pelucas, y utensilios adhesivos para su fijación, pero también para las fotos de los pasaportes falsos que iba obteniendo.

La detención fue realizada por los agentes de la Policía Nacional, en estrecha colaboración con la Agencia Antidroga Norteamericana DEA (Drug Enforcement Agency).

El arresto se realizó el jueves a las 21.15 y, en la mañana de este viernes, ya había sido puesto a disposición de la autoridad judicial.

Tras numerosas gestiones, los agentes pudieron constatar que el “Pollo” no figuraba como dueño de ningún bien ni propiedades inmobiliarias, al igual que de ningún vehículo, o línea telefónica en territorio español por lo cual utilizaría a varias de sus novias como testaferros, con el único fin de intentar pasar desapercibido para las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad y no dejar rastro alguno que permita identificar su presencia en territorio español.

Pero luego de dos años de trabajo de Inteligencia, se tuvo conocimiento de un posible paradero, concretamente una urbanización de Madrid. Allí se articuló un amplio dispositivo de vigilancia y seguimiento, en el que tomó parte del mismo la Oficialía de Enlace de la DEA en Madrid, acreditada en España. Una vez ubicada la vivienda en la calle Torrelaguna, se pidió la orden de allanamiento al Juzgado de Guardia.

Los agentes tuvieron que derribar la puerta al no ceder, ya que estaba blindada y el piso fortificado. El arrestado reconoció que en todo momento había permanecido en España y que, desde su fuga, hace ya casi dos años, cambiaba cada tres meses de escondite, utilizando domicilios diferentes en los que vivía completamente enclaustrado, sin salir a la calle en ningún momento, atemorizado por la difusión pública de su imagen.

Agencias DPA y Reuters

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.