Cines independientes, los que más sufren por la pandemia del Covid-19

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, febrero 10 (EL UNIVERSAL).- La pandemia ha golpeado a las grandes cadenas exhibidoras en México, obligándolas a cerrar algunos de sus complejos, pero las salas independientes son las que verdaderamente la están pasando pésimo.

De acuerdo con la Cámara Nacional de la Industria Cinematográfica, menos de dos salas de cada 10, propiedad de pequeñas empresas, se encontraban abiertas hasta el domingo pasado.

La cifra está muy por abajo de las cinco de cada 10 propiedad de Cinépolis y cuatro de cada 10, pertenecientes a Cinemex.

Las empresas pequeñas son aquellas como Cinebox, que apenas cuenta con 80 pantallas; Cinemagic, con 66; y City Cinemas, con 60. Aparte hay otras 333 que se encuentran enclavadas en distintas ciudades de la República y que a veces son la única diversión disponible para los habitantes.

Dichos cines se encuentran en lugares donde no tienen presencia las grandes compañías, como Juchitán y Huauapan en Oaxaca; San Andrés Tuxtla, en Chiapas; Atotonilco, en Jalisco; y Matehuala, San Luis Potosí.

Roberto Henry, vicepresidente de la Asociación Nacional de Cines Independientes, indicó en septiembre que quizá, por cuestiones económicas, algunas de sus sedes tendrían que cerrar para siempre, cosa que oficialmente, hasta ahora, no ha sucedido.

El sector independiente representa poco menos del 10% de salas existentes en México. Cada cine da empleo promedio a un máximo de 10 personas.

En total, con datos de Canacine, se encuentran abiertas 3 mil 441 salas en el país, de las 7 mil 630 existentes, lo cual representa apenas el 44.7%.

Durante 2020, los cines en su totalidad permanecieron cerrados por más de 26 semanas, iniciando en marzo y terminando la bajada de cortina hasta inicios de junio, cuando Aguascalientes fue la primera entidad en dar luz verde para la apertura de espacios exhibidores.

Desde entonces salas han abierto o cerrado de acuerdo con el color del semáforo en la entidad, siendo la Ciudad de México y el Estado de México las entidades con más consecuencias. En agosto comenzaron la reapertura y en diciembre las autoridades decidieron que cerraran, aún sin fecha para reactivar operaciones.

Los exhibidores en general vieron sus salas vacías en fechas que arrojan tradicionalmente buenos números: 30 de abril y 10 de mayo, extendiéndose en algunos casos como el centro de México, a las fiestas navideñas.

Hasta el momento el título más visto en México ha sido "Nuevos mutantes", con 1.1 millones de pesos, contra los más de 24 millones que en 2019 vieron "Avengers: Endgame".