Las chinampas, opción sustentable para la alimentación chilanga

·3  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, junio 6 (EL UNIVERSAL).- Gerardo Cristóbal tiene 20 años, es originario del barrio de la Asunción, en Xochimilco. Todos los días sale de su casa a las seis de la mañana, para llegar media hora después a la Reserva Ecológica de Cuemanco, exactamente a las chinampas del paraje de Apompilco, donde lo primero que hace es barbechar la tierra "para que quede flojita y después se pueda plantar". Le gusta ver las tierras verdes y floridas, porque siente que él, como campesino, es parte de la recuperación de este lugar, cuya herencia del cultivo prehispánico se está retomando.

En la chinampa se da todo

El amor por el campo le viene de familia, y aunque es tímido para hablar, no lo es para sembrar, tampoco para cosechar. Recorre la chinampa en busca de los vegetales que ya han alcanzado su madurez para cortarlos. "Aquí se da tomate, pepino, verdolaga, brócoli, col, betabeles, coliflor, rábano, nopal, cebolla, cilantro y diversas lechugas. Aunque hay días que pega mucho el sol, me gusta trabajar la tierra, ver los cultivos, la siembra, aunque es difícil el proceso porque hay que esperar varios meses, de que sembramos hay que esperar un tiempo para que se nos pueda dar la cosecha", comenta.

Tomate verde

Gerardo, al igual que otros chinamperos, trabajan en este paraje, con el método agrícola prehispánico de las chinampas, utilizando el lodo que se encuentra en el fondo del canal, contribuyendo a que los canales no se sequen. El joven campesino está optimista del trabajo que realiza en este lugar a cargo de "De la Chinampa", para reactivar y mantener el cultivo y producción de esta área, que no solo significan fuentes de trabajo agrícola, sino también la conservación de una de las zonas ecológicas más importantes de la ciudad.

Producción y consumo local

Por su parte, Ricardo Rodríguez Saavedra, fundador "De la Chinampa", que se ubica a 3.7 km dentro de la reserva ecológica de Cuemanco, señala que ha generado un mercado a través de varias redes de consumo directo, para que tengan salida todos los productos que aquí se cultivan, a través del programa "De la Chinampa a tu Mesa".

Se creó desde 2007, consiste en ofrecer todos los productos que esta tierra da, a través de su tienda online, donde se pueden adquirir canastas armadas de venta única o con periodicidad (variedad de legumbres y vegetales). Además, en alianza con los pequeños productores de la zona, también comercializa productos lácteos, tortillas y otros derivados del maíz, y cereales.

Sobre su quehacer en este lugar, Ricardo dice que "lo que hacemos aquí, básicamente, es agricultura; esta área natural protegida tiene una superficie de siete mil hectáreas y en ellas se concentran, unas 22 mil chinampas censadas por la Universidad Autónoma de México, campus Xochimilco, pero de esas 22 mil, el 90% están abandonadas".

Y en una búsqueda de darle salida a los productos que aquí se cultivan, de que la gente conozca el producto y también viva una experiencia inolvidable, Ricardo ha creado una alianza con "Octavo Arte" del chef Alejandro Olvera, para ofrecer al público recorridos gastronómicos guiados y experiencias culinarias a cargo de reconocidos cocineros, cuyo programa se puede consultar en el sitio oficial delachinampa.mx.

"Las chinampas son terrenos de cultivo de producción intensiva, literalmente hechos a mano. Comenzaron a construirse desde tiempos remotos en el lago de Xochimilco; para construirlas, los agricultores buscaron áreas lacustres pantanosas de poca profundidad. Se calcula que se gestaron en los siglos XIV al XVI y por su majestuosidad han sido objeto de atención mundial desde que los conquistadores españoles las conocieron en el siglo XVI".

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.