Chile: Los dichos de Bolsonaro son "falsos" y "erosionan la relación bilateral"

Santiago de Chile, 29 ago (EFE).- El Gobierno de Chile dijo este lunes que las declaraciones del presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, sobre una supuesta implicación de su homólogo chileno, Gabriel Boric, en las protestas de 2019 son "falsas" y erosionan la relación bilateral".

“Son absolutamente falsas y lamentamos que en un contexto electoral se aprovechen las relaciones bilaterales y se polaricen a través de la desinformación y las noticias falsas”, dijo en rueda de prensa la canciller chilena, Antonia Urrejola.

Urrejola anunció que citaron esta tarde al embajador brasileño en Chile, Paulo Pacheco, para entregarle una "nota de protesta", pero descartó una ruptura de las relaciones diplomáticas.

"Obviamente esas declaraciones no facilitan las relaciones, pero hay una relación histórica, tenemos una historia común y un futuro común y vamos a continuar trabajando esa relación bilateral", apuntó la ministra chilena.

Durante un debate presidencial la noche del domingo, Bolsonaro arremetió duramente contra el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva y contra sus relaciones con otros líderes de la región, como los de Argentina y Venezuela.

El gobernante brasileño vinculó a Boric con la quema de algunas estaciones del Metro de Santiago en la ola de protestas de 2019, las más graves desde el fin de la dictadura.

"Lula también apoyó al presidente de Chile, el mismo que practicaba actos de prender fuego en el metro. Mira para dónde está yendo Chile", manifestó Bolsonaro en su primer cara a cara contra Lula da Silva, a quien las encuestas dan como favorito para las presidenciales de octubre.

Las revueltas, que empezaron como una protesta contra el alza en el precio del boleto de metro y derivaron en un clamor por un modelo económico más justo y derechos sociales, dejaron una treintena de muertos y miles de heridos, entre ellos muchos con traumas oculares.

Tres años después, se desconoce quiénes estuvieron detrás de la quema total de 25 estaciones del suburbano capitalino chileno.

El ultraderechista Bolsonaro, quien llegó al poder en 2019, fue uno de los pocos mandatarios latinoamericanos que no acudió a la toma de posesión de Boric el pasado marzo, referente de una nueva izquierda en la región y crítico con los regímenes de Venezuela y Cuba.

"Esta no es la manera de hacer política", añadió Urrejola, quien pidió "pronunciamientos transversales" sobre las declaraciones del gobernante brasileño.

(c) Agencia EFE