Chile: Constituyente mintió sobre padecer cáncer

·3  min de lectura

SANTIAGO (AP) —

En Chile, la conmoción se extendía en redes sociales y fuera de ella el sábado en la noche tras conocerse por una investigación periodística y por sus propias redes sociales que el Convencional Constituyente Rodrigo Rojas “Pelao” Vade no padece cáncer, una de las razones en que se basó su campaña para ser electo.

“No fui honesto ni con ustedes ni con mi familia ni con nadie, contarles que yo mentí sobre mi diagnóstico, no tengo cáncer”, afirmó el Convencional Constituyente en sus redes sociales poco antes de que una publicación periodística del diario La Tercera desvelara la noticia tras una investigación al respecto. “Cometí un error”, señaló Rojas en su cuenta de Instagram. “Tengo un diagnóstico que todavía me cuesta mucho trabajo reconocer, que lo oculté para no enfrentarme a la estigma social”, añadió.

Aunque el convencional no lo hace explícito en el video publicado en sus redes sociales se trataría según los trascendidos de SIDA, una enfermedad que si es costeada en su totalidad por el Estado chileno.

El “Pelao” Vade, que pidió perdón por el dolor causado tras su declaración, fue una figura icónica de las manifestaciones desde el estallido social de Octubre de 2019 donde aparecía con el torso desnudo e inscripciones como “Chile, el que paga vive” o carteles como “no lucho contra el cáncer, lucho para pagar la quimio”. De esta forma se erigió como uno de los rostros que demandaba una mayor justicia social en el desigual sistema de salud chileno, uno de los reclamos más repetidos del movimiento social que sacudió al país durante muchos meses a finales de 2019 y durante 2020.

Esa lucha por que los tratamientos de cáncer no fueran tan costosos, porque las personas no quedaran sin recursos o no se pudieran tratar llevó a muchos a votar por él como uno de los 155 candidatos electos en las elecciones del pasado 15-16 de mayo como candidato independiente bajo la llamada “Lista del Pueblo”, de tendencia de izquierda, que agrupaba a personas en su mayoría sin experiencia política que participaron activamente en manifestaciones. Esta semana la mayor parte de las personas asociadas a ese grupo, incluido Rojas, se desligaron de él y pasaron a llamarse “Pueblo Constituyente”.

Decenas de personas se mostraron decepcionados en redes sociales por el hecho de que se utilizara una enfermedad padecida por muchos de forma engañosa.

“Por quienes padecimos cáncer una, dos veces o más; por quienes murieron en esa condena; por quienes realmente lo perdieron todo... por todos ellos, tú mentira nos ofende, nos condena. ¿Qué crees, Pelao Vade? ¿Que puedes jugar o explotar una tragedia?”, tuiteó el usuario Ignacio Ortega (@NachoOrtega) en Twitter. El hashtag #PelaoVade se hizo tendencia en la noche en Twitter.

La mentira del convencional podría suponer un duro golpe a la credibilidad no solo del movimiento Pueblo Constituyente al que pertenece Rojas, sino también de la Convención, en un momento en que las instituciones chilenas sufren una profunda crisis de confianza.

El escándalo de Rojas se suma a otros los últimos días. La Lista del Pueblo, de la que se separó apenas hace tres días, sufrió un gran descalabro en las últimas semanas al presentar un candidato presidencial, Diego Ancalao, que fue rechazado por el Servicio Electoral chileno al presentar como soporte para su candidatura más de 23.000 firmas que fueron presentadas ante un notario fallecido.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.