Chile confina al 72% de la población para frenar al COVID-19

Associated Press
·2  min de lectura
Un hombre recibe la segunda dosis de la vacuna Sinovac contra el COVID-19 en un centro de vacunación en el Estadio Bicentenario en Santiago de Chile, el jueves 18 de marzo de 2021. En medio de la exitosa campaña de inmunización, el país sudamericano enfrenta un repunte importante en los contagios. (AP Foto/Esteban Félix)

SANTIAGO DE CHILE (AP) — Chile anunció el lunes el confinamiento de más del 72% de sus 19 millones de habitantes en un intento por frenar los contagios del nuevo coronavirus que alcanzaron la víspera la mayor cifra durante toda la pandemia, 7.084 casos en un día, y que mantienen al sistema de salud al borde del colapso.

El gobierno también prohibió los desplazamientos con permisos temporales durante los fines de semana.

La subsecretaria de Salud, Paula Daza, informó que desde el próximo jueves casi medio centenar de comunas se sumarán a las que ahora están con confinamiento total o sólo los fines de semana.

Además, y por primera vez desde la llegada de la pandemia hace un año, se suspenderán los permisos de movilidad temporales los sábados y domingos. El último fin de semana se otorgaron 3,9 millones de autorizaciones. Los supermercados y otros negocios de primera necesidad sólo podrán vender con despachos a domicilio y sólo se darán permisos en casos de emergencias, como asistir a funerales.

“Estamos viviendo una situación muy compleja en nuestro país, hemos visto un aumento del número de casos de forma significativa en algunas comunas”, explicó Daza al informar las nuevas restricciones.

El ministro de Salud, Enrique Paris, dijo la víspera al referirse al estado crítico del sistema hospitalario que “tenemos suficientes camas hasta el miércoles” y que se está intentando aumentar la cifra.

La ocupación de camas de uso crítico se acerca al 95% a pesar de que se aumentaron en 627 en el último mes para totalizar 3.398, de las cuales el 70% están ocupadas por pacientes con COVID-19. El lunes quedaban sólo 177 disponibles. El país sudamericano enfrentó la primera ola, a mediados del año pasado, con 2.200 camas de cuidados intensivos.

Las autoridades explicaron que el problema para incrementar las camas críticas no es la falta de respiradores sino de personal de salud idóneo.

Los infectados diarios promedian los 5.800 pero la víspera llegaron a 7.084, la cifra más alta durante toda la pandemia. Se estima que entre el 2% y 2,5% de los nuevos contagiados necesitarán una cama con ventilador.

Chile ha vacunado en menos de dos meses a 5,6 millones de personas, el 30% de su población, y espera inocular a 15 millones hacia fines de junio. Pero según las autoridades es pronto para que las inmunizaciones se reflejen en los indicadores de salud, aunque se han visto efectos positivos en los adultos mayores.

Las autoridades afirman que, a diferencia de la primera ola cuando los hospitalizados en unidades de críticas promediaban los 70 años, ahora bordean los 50 años.

Chile ha registrado hasta ahora más de 938.000 infectados y 22.359 fallecidos, según el Centro de Ciencia e Ingeniería en Sistemas de la Universidad Johns Hopkins.