"Chilaquil", de perro con desnutrición a policía de narcóticos

CONKAL, Yuc., septiembre 13 (EL UNIVERSAL).- "Chilaquil", un perro con desnutrición y en malas condiciones que vagaba por las calles y comenzó a seguir a todas partes a los oficiales de la policía municipal de Conkal, municipio cercano a Mérida, acabó por convencerlos, fue adoptado y probablemente le brindarán capacitación para que forme parte del equipo policiaco de la localidad.

La directora de la corporación policiaca municipal, Melina Cobián, reveló que ya adoptaron al animal y piensan en entrenarlo para que forme parte del equipo de seguridad.

Aseguró que al inicio de la administración actual fue cuando apareció, acompañando a los oficiales a sus guardias de vialidad, en escuelas y calles, mostrando su lealtad y apego con los policías.

A pesar de que los vecinos lo veían vagar, no le hacían mucho caso, por ello encontró su lugar en el Palacio Municipal de Conkal, ya que los propios elementos se encargaron de bañarlo, esterilizarlo y vacunarlo.

Ahora, para ser parte del escuadrón, asiste a su adiestramiento para ser un perro policía de narcóticos y revisión de mochilas en las escuelas; será el primero en su tipo en formar parte de la policía municipal de Conkal, Yucatán.

El hecho llamó la atención y fue difundido en redes sociales donde se destacó la lealtad y perseverancia del perro hacia los policías por lo que "a pulso" se ganó su derecho a ser parte del escuadrón policiaco de ese municipio.

"Chilaquil", de perro con desnutrición a policía de narcóticos en Yucatán