Chilangos se refrescan en fuentes de parques

·1  min de lectura

Kevin Ruiz y Claudia González

CIUDAD DE MÉXICO, abril 4 (EL UNIVERSAL).- Niños y sus familias abarrotaron las fuentes de la Alameda Central y la Plaza Tlaxcoaque, ambas en la alcaldía Cuauhtémoc, durante el Sábado de Gloria, para refrescarse de una tarde calurosa.

A pesar de estar en semáforo naranja por Covid-19, las calles del Centro de la capital volvieron a lucir abarrotadas, y en la Alameda, muchas familias se dieron el gusto de ver a sus hijos divertirse en medio de los chorros de agua que brotaban de las fuentes.

Aquellos que no pudieron salir a una playa, pero tomaron el asfalto, la sombra de los grandes árboles y las bancas de piedra que rodean las fuentes, para sacarse una foto, tomar el sol o empaparse.

Los niños se divertían descalzos, patinando o corriendo en círculos, todos con una sonrisa.

Durante el sábado, la policía capitalina no reportó remisiones a juzgados cívicos por desperdicio de agua, según lo establecido en el artículo 29 fracción VIII, de la Ley de Cultura Cívica.

Mientras que en Valle de Bravo, en el Estado de México, los visitantes también disfrutaron del periodo vacacional.

"Sin cubrebocas no te vendo", es la leyenda en restaurantes, lanchas y el barco para visitantes. A la par, trabajadores del ayuntamiento y policías piden a los turistas seguir las normas.