Con "Chavoruckos", potosino transforma a cualquier personaje

·4  min de lectura

SAN LUIS POTOSÍ, SLP., agosto 20 (EL UNIVERSAL).- Hace cuatro años, Víctor Hugo Robledo García, un talentoso dibujante potosino y artista plástico, decidió llevar a cabo un proyecto llamado "Chavorukcos", en el que mediante el uso de tela, pintura, barniz y hasta el uso de clips, puede ser suficiente para crear una figura de algún personaje famoso o de cualquier cliente que así lo solicite y caricaturalizarlo y ofrecer un trabajo muy interesante, dada su naturaleza creativa.

La historia de Víctor tiene que ver con su habilidad para dibujar, porque desde la primaria sus compañeros de clase lo buscaban para que les hiciera algún personaje de alguna estampa coleccionable, pero sus creaciones eran tan buenos, que sus propios amigos le regalaban la estampa para quedarse con el dibujo.

"Mis mismos compañeros me pedían que los dibujara y los empezaba a caricaturizar y esa historia se repitió durante toda mi educación hasta la prepa, ahí fue más profesional porque ya los maestros me invitaban a participar en concursos, y así fue como que poco a poco fui agarrando esa práctica de poder observar a la gente y retratarla", comenta.

Víctor señala a EL UNIVERSAL que su interés por crear personajes, nació cuando más joven tenía el interés por adquirir a un personaje revolucionario, sin embargo, cuando lo pudo observar con detenimiento se dio cuenta de que podía intentar hacerlo por cuenta propia y a su gusto, pues agregarle elementos lo haría más atractivo.

Fue entonces que reunió algunos materiales y creó esta figura, lo que hizo que amigos y familiares comenzaran a pedirle otros personajes lo que lo llevó a experimentar con materiales para crear y ofrecer nuevas opciones.

No obstante, hace algunos años tuvo que dejar su empleo y junto a su esposa, decidieron crear Chavoruckos, pero ahora creando personajes más pequeños, para que éstos pudieran ser colocados como llaveros o en un vehículo.

El "boom" para Víctor, llegó cuando creó al personaje de Don Ramón –el famoso personaje de El chavo del Ocho-, mismo que al ser difundido en redes sociales con un video, tuvo tal alcance que inmediatamente comenzaron la solicitudes de potenciales clientes pare pedirle que creara una figura personalizada.

"Don Ramón significó mucho para nosotros porque no teníamos idea de qué tanto iba a gustar a la gente y en tres días, el video se hizo viral y nos llovieron comentarios y likes y esto prácticamente nos empujó para poder tener un alcance más amplio en face, y nos empujó a continuar", agrega Víctor.

Para crear un personaje Chavorucko, Víctor se apoya de su padre quien en año tras año aprendió el oficio de la sastrería. Con ello, ya tiene el esqueleto hecho previamente, y el siguiente paso -y quizá lo más difícil del proceso-, es imaginarlo en su mente para dibujarlo en una superficie ovalada.

"Todo es tela nueva y cuando lo tenemos así, lo tenemos que ir procesando, curar la tela para que la pintura no se absorba y pueda llevarse a cabo el detallado, se le pone una especie de laca, se le pinta y queda como un lienzo y de ahí, lo tenemos que hacer en lápiz para minimizar los errores, lo empezamos a pasar a pintura y con esta ya le ponemos los colores con brochitas especiales. Todo es muy artesanal, las tonalidades se las damos con maquillaje que usan las mujeres y finalmente se le da una barnizada para fijarlo y no se le caiga, incluso se pueden lavar o limpiar y no les pasa nada", señala.

Cada pieza, aunque parezca un proceso sencillo, puede llevar en promedio más de dos horas, y su precio de acuerdo a las necesidades del cliente, es de los 350 pesos.

El artista hace en promedió unas mil 200 piezas por año, pero debido a que el proceso es en mayor porcentaje artesanal, Víctor elabora en su mayoría cada una de las piezas, ya que comenta que es complicado encontrar a jóvenes que aunque tengan el talento para dibujar, se les complica ejecutar un trazo en una superficie que no es totalmente plana, sin embargo, proyecta ir ampliando su proyecto y hacerlo llegar a más personas, ya que incluso ha tenido la oportunidad de enviar piezas a países como Jamaica, Turquía, Ecuador, Estados Unidos, Perú, Argentina, Italia, El Salvador, Alemania y Canadá, entre otros.

Chavoruckos se puede seguir a través de las distintas redes sociales como Chavoruckos oficial y la gente interesada puede pedir que se le fabrique cualquier personaje para tenerlo como un excelente recuerdo.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.