Chaves asegura que llevará inversión a la provincia costarricense de Guanacaste

·2  min de lectura

San José, 25 jul (EFE).- El presidente de Costa Rica, Rodrigo Chaves, afirmó este lunes que dejará atrás las "décadas de olvido" para la provincia de Guanacaste (Pacífico norte) y que llevará inversión, empleos e innovación durante su administración.

En el marco de la celebración de la Anexión del Partido de Nicoya (actual Guanacaste), el mandatario afirmó que quiere "trabajar y decidir" con tal de llevar prosperidad al pueblo costarricense, y por supuesto a esta "provincia que clama merecidamente por esa prosperidad".

Puntualmente, se refirió a proyectos de educación bilingüe, mejorar la actividad agropecuaria, formación y desarrollo, así como la expansión de operaciones y atracción de inversiones transnacionales.

"Cuando les digo que no los olvidaré, lo hago también en nombre del resto de Costa Rica, porque sé que durante décadas esta provincia valerosa, esta provincia que hace más rica a toda Costa Rica, esta provincia que hace 198 años ejerció su voluntad para ser parte del pueblo costarricense, durante décadas ha sido sometida al olvido, pero saben qué al olvido se le vence olvidándolo", sentenció Chaves.

Sus declaraciones fueron posteriores al Consejo de Gobierno celebrado en Guanacaste, en el marco del 198 aniversario de la Incorporación del Partido de Nicoya, como se conocía entonces dicha provincia.

La provincia de Guanacaste, que abarca el 20 % del territorio de Costa Rica, decidió su anexión a Costa Rica en 1824 tras realizar cabildos en sus principales pueblos.

"Yo sé que ustedes se preguntan: ¿Nos ha pagado la patria lo suficiente por esa voluntad?, no podemos seguir manteniendo esa deuda, es una tierra poblada de riquezas, de más de 10.000 kilómetros cuadrados bendecidos (...) no podemos permitir que el 23 %, casi una cuarta parte de los guanacastecos, vivan en la pobreza", manifestó el presidente costarricense.

Chaves indicó que desde que inició su gira por la provincia el pasado viernes, ha recorrido cantones y pueblos para "empaparse de sus necesidades, del sentir de la gente" y realizar un "inventario" de las situaciones que los aquejan. Además se comprometió a brindar, dentro de cuatro meses, una rendición de cuentas sobre lo que están haciendo.

En su discurso, el presidente también solicitó a los diputados que aprueben los bonos de deuda internacional, eurobonos, para hacer frente al pago de deuda pública. "Es un llamado patriótico a su responsabilidad. No jueguen chapitas, o mejor dicho, no empiecen", dijo.

El Gobierno ha impulsado un proyecto para colocar en el mercado internacional 12.000 millones de dólares en eurobonos antes de agosto. Sin embargo, los diputados han mostrado su negativa para aprobar esa iniciativa.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.