Chamanes buscan llevar la lucha indígena al Congreso de Querétaro

·4  min de lectura

QUERÉTARO, Qro., mayo 25 (EL UNIVERSAL).- Silvino Amaya García y Edson Burgos son dos médicos tradicionales, popularmente conocidos como chamanes, que buscan una diputación local por el III distrito de Querétaro.

Ambos candidatos conforman una fórmula abanderada por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) nunca antes vista entre los aspirantes a un puesto de elección popular, debido a su trayectoria como defensores y estudiosos de los pueblos indígenas, aunque ambos han vivido toda su vida en la zona urbana de la capital.

"Esta es la primera vez que se tiene un perfil como el nuestro, de estudiosos de los pueblos indígenas, chamanes, que buscamos un puesto de elección popular. Antes de nosotros sí ha habido políticos que también son chamanes o que saben de estas cosas, pero nunca se decía abiertamente, porque la gente cree que somos brujos".

"En este caso, nosotros no ocultamos nuestras raíces; utilizamos todo nuestro conocimiento, lo compartimos con las personas, les decimos cuáles son nuestras propuestas para proteger las tradiciones de estos pueblos", comenta Silvino Amaya, quien tiene como suplente a Edson Burgos.

Silvino Amaya detalla a EL UNIVERSAL Querétaro que es estudiante del Camino Rojo, tradición "lakota" y también ha formado parte del Consejo Supremo Otomí en Querétaro.

Se describe asimismo como chamán, que quiere decir "hombre medicina". "En la tradición que yo estudio se le dice chamán al hombre que es médico o psicólogo, a cualquier persona que sepa cómo curar a otra con medicina ancestral, aunque actualmente el término chamán está un poquito satanizado", platica.

Por su parte, Edson Burgos, candidato suplente, señala que es guardián de la cultura Anawaka, y se describe con el término "Tlamakaste", que quiere decir "el que sabe", de igual forma conocido como chamán.

Ambos candidatos representan también a la líder indígena y primera mujer de México nominada al Premio Nobel de la Paz, Macedonia Blas Flores; así como al jefe supremo del Consejo de Abuelos Indígenas del Estado de Querétaro, Don Ranulfo, quienes son candidatos a diputados plurinominales en la tercera y cuarta posición.

Depende del desempeño de los candidatos del PVEM que ellos también ocupen un lugar en la Cámara de Diputados.

"Vamos por la Secretaría del Medio Ambiente", asegura Jaime García Alcocer en arranque de campaña

Tanto Silvino como Edson, coinciden en que, de verse favorecidos con el voto de los ciudadanos el próximo 6 de junio, lucharán por el rescate de las lenguas indígenas originarias de Querétaro (como el otomí), la inclusión de los pueblos indígenas a la salud y la educación, traducir la Constitución Mexicana a lenguas indígenas, y lograr que los pueblos indígenas tengan acceso a sus lugares sagrados, que actualmente sólo se utilizan con fines turísticos.

"Tenemos que rescatar las lenguas que están ocultas aquí en Querétaro, esas lenguas que están en riesgo de desaparecer, como es el otomí, porque los jóvenes ya no quieren hablarlo, y no quieren hablarlo porque si lo hacen los discriminan, los excluyen de las escuelas y otros espacios; tenemos que cambiar todo eso", afirma.

"También es muy importante que los pueblos originarios tengan acceso a sus sitios ceremoniales, como es la pirámide del pueblito, que para todos es un lugar turístico, pero para ellos es un centro de oración y las autoridades no les permiten hacer uso de ese espacios según sus usos y costumbres".

Edson Burgos coincide en que la inclusión de los pueblos indígenas será una de sus luchas principales desde el congreso local, resalta la falta de servicios de salud y educación para este sector de la población.

"Nosotros queremos tener una mayor inclusión y el rescate de las lenguas indígenas, queremos que la constitución y otros documentos importantes se traduzcan también al hñahñu para que los indígenas puedan tener acceso a ellos", comenta.

Hasta ahora los candidatos no se consideran en desventaja en relación a los demás aspirantes y consideran que su relación y conocimientos sobre las culturas indígenas de Querétaro son su principal fortaleza.

De hecho, algunas ocasiones realizan rituales al aire libre, en donde explican el significado del ritual a las personas que transitan por la zona, aseguran que han obtenido buena respuesta de parte de los ciudadanos, quienes se dicen interesados en que lleguen al congreso local, y que tanto Macedonia como Don Ranulfo, representen a las comunidades indígenas desde la diputación.

"Tenemos representantes de las comunidades indígenas como son los abuelos Macedonia Blas y Ranulfo, ellos son grandes luchadores de los derechos indígenas y la gente los conoce y los respeta, ya es tiempo de que ellos ocupen esos lugares, que las comunidades indígenas también sean tomadas en cuenta en los cargos de elección popular", comenta Silvino.

Ambos candidatos piden a los ciudadanos considerar las desigualdades que han sufrido los pueblos indígenas a lo largo de los años, y apoyen con su voto para que alcancen un puesto y puedan involucrarse en las discusiones importantes sobre el rumbo del país.