Celtics necesitan cuidar la posesión en su cancha en Boston

·2  min de lectura
NBA-FINALES-CELTICS (AP)
NBA-FINALES-CELTICS (AP)

Si los Celtics de Boston desean reforzar su desempeño de locales respecto a lo hecho en las dos rondas previas, necesitarán antes que otra cosa mejorar su protección del balón.

Una vez más los descuidos en la posesión del balón resultó muy costosa para los Celtics, cuya propensión a perderlo ha sido un problema recurrente en su marcha por los playoffs. Boston perdió la posesión 19 veces en su derrota 107-88 del domingo ante los Warriors de Golden State en el segundo partido de las Finales de la NBA. La serie está empatada 1-1.

“Es tan sencillo como que tenemos que cuidar el balón”, dijo el astro Jayson Tatum. “Lo hemos hecho y somos de verdad un buen equipo cuando lo protegemos. Pero tenemos esos lapsos en los que a manera de bola de nieve perdemos muchos balones y hemos cavado nuestro propia fosa".

Los Celtics compensaron sus pérdidas de balón en la primera mitad del segundo partido gracias a su buena puntería, acertando 10 de 19 lanzamientos para triples a fin de mantenerse a corta distancia de los Warriors.

Pero cuando a los Celtics les flaqueó la puntería en el tercer cuarto, el partido se les escapó al seguir perdiendo balones. Ahora, el equipo regresa a su cancha con una derrota a cuestas tras haber ganado el primer encuentro.

“Cualquiera que sea la razón, lo mismo nos pasó en las series anteriores. En nuestras victorias, no perdimos el balón; en nuestras derrotas, perdimos la posesión excesivamente”, dijo el ala-pívot Al Horford.

“Tenemos que cuidar esa situación en este partido a nivel individual y ver cómo podemos mejorar. Sé que podemos impedir que nos ocurra mucho, y para aumentar nuestras posibilidades de triunfo, tenemos que disminuirlas”, añadió el dominicano.

Los Celtics han cometido un promedio de casi cuatro pérdidas más de balón por partido, lo que ha redundado en nueve puntos o más por encuentro para el oponente si se comparan sus derrotas con sus victorias.

Boston tiene esta temporada marca de 1-5 cuando comete al menos 16 pérdidas de balón, en comparación con la de 12-2 cuando le ocurre 15 veces o menos.

El problema comenzó desde principios del partido del domingo. Boston perdió la posesión en siete ocasiones en el primer período y ello derivó en 13 unidades a favor de Golden State, lo que contrarrestó la eficacia y velocidad de su ofensiva.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.