Celebraron el Día del Abuelo en la alcaldía Iztapalapa

CIUDAD DE MÉXICO, agosto 27 (EL UNIVERSAL).- Este domingo se armó el bailongo en la alcaldía Iztapalapa para festejar a los abuelitos, quienes mañana festejan su día.

La cita fue en la cancha de beisbol de la Utopía Meyehualco, hasta donde llegaron adultos mayores de todos lados de la alcaldía, algunos con sus bastones y hasta sillas de ruedas, para saltar, bailar, cantar y aplaudir al ritmo de Los Rebeldes del Rock, Acerina y sus Danzones, y La Sonora Dinamita.

Los primeros en poner el ambiente fueron Los Rebeldes del Rock, quienes hicieron entrar en calor a los abuelitos y abrieron esta celebración denominada "Baile para Nuestros Corazones Grandes".

Con canciones como "Hiedra venenosa", "Rock del Angelito" y "Dulces Tonterías", las personas bailaron, cantaron, aplaudieron y pasaron un rato agradable. Al escuchar la música, parecía que los corazones grandes palpitaban más como el de Josefina, quien movía las manos de un lado hacia otro, saltaba y sonreía.

También se armaron parejas que no desaprovecharon cada ninguna tonada para bailar y sacar sus mejores pasos.

También Los Rebeldes cantaron baladas románticas que hicieron que las parejas se abrazaran y que otros más miraran al cielo en señal de recuerdo a los que se adelantaron y los ven y los esperan en la eternidad.

La alcaldesa Clara Brugada aprovechó la presencia de este grupo para subir al escenario y sacudir el polvo un rato.

Más tarde, comentó que las y los adultos mayores no están solos, pues, por ejemplo, en todas las Utopías se ofrecen actividades para todos ellos.

"Hoy tenemos gobiernos que, si apoyan al adulto mayor, hoy existen gobiernos que hacen derechos para que ninguna persona después de los 65 años sufra por razones económicas, y, por el contrario, se merecen todas las atenciones porque han ayudado a construir la patria que tenemos", dijo.

También indicó que ahora cuentan con "autonomía en su familia, y esperanza para que tengan una vida digna y tranquilidad que aporta una mejor calidad de vida".

Los siguientes en subir al escenario fueron Acerina y sus Danzones y al final La Sonora Dinamita, quienes de inmediato prendieron a los adultos mayores con su cumbia que puso a bailar a casi todos. Las canciones más prendidas fueron "Se me Perdió la Cadenita" y "Amor de mis Amores".