La CE pide que la defensa común europea sea una "realidad"

·2  min de lectura

Bruselas, 31 may (EFE).- El comisario europeo de Mercado Interior, Thierry Breton, dijo este lunes que el objetivo de desarrollar una defensa común en la Unión Europea (UE) debe ser la "nueva realidad", tras el aterrizaje forzoso del vuelo de Ryanair en el aeropuerto de Minsk para detener al periodista bielorruso Román Protrasevich.

"Ahora es el momento en que la defensa común debe convertirse no en una aspiración, sino en nuestra nueva realidad", dijo Breton tras reunirse en Vilna con pasajeros del vuelo de Ryanair que cubría la ruta entre Atenas y la capital de Lituania.

En un discurso divulgado en Bruselas, el comisario dijo que "el secuestro (del vuelo) de Ryanair" debe servir para "sacar lecciones" y garantizó que la UE "no mirará nunca hacia otro lado", porque "nunca toleraremos que un tercer Estado secuestre nuestros derechos".

"Nos demuestra que nos enfrentamos a un nuevo nivel de amenazas" y que "debemos darnos cuenta de que no podemos dar nada por garantizado, ni siquiera la seguridad de nuestro espacio aéreo civil", argumentó.

Breton aseguró que el Fondo Europeo de Defensa de 7.953 millones de euros que la UE ha aprobado para los próximos siete años financiará proyectos en defensa tales como la seguridad del espacio aéreo, la integridad territorial de la UE y el ciberespacio comunitario.

También dijo que lo ocurrido con el vuelo el pasado 23 de mayo "nos recuerda" que la seguridad de los periodistas y los blogueros "no es un hecho en todo los lugares del planeta", y pidió la "liberación inmediata" de Protrasevich y de su pareja, Sofía Sapega.

El político francés dijo que gracias al "coraje y la determinación" de periodistas como Protrasevich tenemos "información independiente" de lo que ocurre en Bielorrusia y aseguró que "precisamente por ello los regímenes autoritarios están haciendo cualquier cosa, incluso secuestrar aviones, para intentar silenciarlos".

La reacción de la UE tras lo ocurrido con el vuelo de Ryanair llegó al día siguiente, cuando los jefes de Estado y de Gobierno prohibieron a las aerolíneas bielorrusas -entre ellas la estatal Belavia- a aterrizar en aeropuertos comunitarios y pidieron también a las compañías europeas que eviten sobrevolar en espacio aéreo de ese país.

Algo que ya han empezado a hacer compañías como la propia Ryanair, Lufthansa, KLM o Iberia.

Los líderes europeos acordaron también imponer sanciones económicas a Bielorrusia, que actualmente se están preparando en Bruselas.

Durante su visita a Lituania, Breton -responsable asimismo de la negociación entre la Comisión Europea y las farmacéuticas para intentar aumentar la producción de las vacunas- discutió también sobre la covid-19 con el presidente y el primer ministro lituanos, Gitanas Nauseda e Ingrida Šimonyte, respectivamente.

Todos ellos mostraron su preocupación por el ritmo lento de vacunación que tienen los países vecinos de la UE, especialmente los del Este.

(c) Agencia EFE