Esta casa prefabricada ‘made in Spain’ reduce al máximo el consumo energético

El mercado de las casas prefabricadas continúa en auge y cada vez más las empresas buscan desarrollar nuevas propuestas para destacar entre la competencia. Es el caso de Woodville, una compañía con sede en Navarra que pretende revolucionar el sector apostando decididamente por la sostenibilidad.

Los modelos de Woodville cuentan con el certificado passivhaus, que se entrega cuando la vivienda es capaz de reducir en un 75% las necesidades de calefacción y refrigeración. Además, este tipo de casas cubren el resto de necesidades energéticas mediante placas solares u otros sistemas sostenibles.

La compañía española cuenta con tres modelos de casa prefabricada diferentes llamados Mohma, cuyo precio parte desde los 50.000 euros. En todos ellos, además de su sostenibilidad, destaca su diseño futurista en el exterior y elegante en el interior.

Más historias que te pueden interesar: