La Casa Blanca ordena una investigación por el fallo que retrasó unos 5,000 vuelos en todo EE.UU.

Una falla informática masiva afectó las salidas de aeronaves a nivel nacional. Aunque ya fue resuelta, miles de pasajeros sufren retrasos y cancelaciones producto de la situación. Hasta el momento las autoridades no ven indicios de un ciberataque.