El 'carrusel' de la NFL iniciará pronto con prospectos

·2  min de lectura
ARCHIVO.- Foto del 6 de diciembre del 2020 FILE - El quarterback de los Eagles de Filadelfia Carson Wentz se prepara para el duelo ante los Packers de Green Bay. El miércoles 10 de febrero del 2021 la NFL se prepara para el frenesí de la agencia libre en el que varios quarterbacks podrían estar en juego, aunque el salario máximo que se verá afectado por la pandemia de coronavirus influirá en las decisiones. (AP Photo/Matt Ludtke, File) (ASSOCIATED PRESS)

El canje de Matthew Stafford por Jared Goff no sólo ha abierto el apetito de los aficionados sobre otros posibles acuerdos. Desató la locura en las redes sociales, donde abundan las conjeturas sobre el destino de otros quarterbacks.

Esto le podría ocurrir a Carson Wentz, Jimmy Garoppolo, Deshaun Watson y Cam Newton. Quizá también a otros con menos publicidad, como Teddy Bridgewater, Jameis Winston, Sam Darnold y Mitchell Trubisky.

Pero antes de que se propague la idea de que la mitad de los quarterbacks titulares estarán con un nuevo equipo en el 2021, hay que entender que el carrusel no estará fuera de control.

¿Por qué no? Dinero.

Específicamente, los contratos. La repercusiones en el tope salarial.

La pandemia de COVID-19 no sólo redujo las ganancias de la NFL, también obligó a reducir el tope salarial para 2021. La cantidad no ha sido determinada, pero difícilmente será menor a 175 millones de dólares.

Probablemente se ubicará entre los 180 y los 185 millones.

También hay dinámicas de contratos complicados como en el caso de Dak Prescott y Ben Roethlisberger. Prescott jugó con la etiqueta de jugador franquicia de 31,4 millones de dólares, pero se lesionó en el quinto encuentro de los Cowboys. Dallas quiere mantener a Prescott con un contrato a largo plazo.

“Una de las cosas es que realmente tendremos que ver en dónde estamos y afectará a todos, los 32 equipos”, admitió el vicepresidente ejecutivo de Dallas Stephen Jones. “Son las consecuencias que ha tenido el virus en el tope salarial a futuro”.

Roethlisberger ha indicado que quiere rehacer su contrato con Pittsburgh en la que posiblemente será su última temporada.

La fortaleza de la agencia libre está en la defensiva, desde la línea hasta la secundaria.

Dos de los jugadores clave en el campeonato de Tampa Bay, los linebackers Shaq Barrett y Lavonte David, estarán disponibles si los Bucs no les ofrecen un contrato el próximo mes.

Pero el entrenador Bruce Arians espera que estén de vuelta.

Si están disponibles en la agencia libre, aparecerán junto a los linieros/rushers Leonard Williams, Trey Hendrickson, Haason Reddick, Matthew Judon, Bud Dupree y Yannick Ngakoue. Los defensive backs John Johnson III, Justin Simmons, Marcus Maye y quizá el veterano Patrick Peterson.

Los jugadores de bloqueo y receptores también son atractivos en las ofensivas. El centro Corey Linsley y el guard Brandon Scherff podrían estar libres. Es el mismo caso de Joe Thuney, Trent Williams y Taylor Moton.

En una NFL que favorece el pase, los equipos buscarán posiblemente a receptores y los mejores en la agencia libre son Allen Robinson, Kenny Golladay y JuJu Smith-Schuster.

Finalmente, hay que considerar que las finanzas podrían obligar a que los equipos realicen cambios sorpresivos. La guerra de ofertas podrían ser de baja intensidad en esta ocasión.