Carmel: qué es de la vida del médico que descubrió los orificios en la cabeza de García Belsunce

Gabriel Di Nicola
·3  min de lectura

Su rostro y su testimonio volvieron a trascender los últimos días con el estreno de Carmel: ¿quién mató a María Marta?, que se puede ver en la plataforma de streaming Netflix. Pero, Santiago Biasi, el segundo médico que revisó el cuerpo de María Marta García Belsunce y que sostuvo haber advertido los orificios en la cabeza de la víctima el día del homicidio, el 27 de octubre de 2002, no vio el documental. No le interesó. Nada fue fácil para él después del crimen: lo echaron de su trabajo, vivió una pesadilla de intimidaciones y acosos y, sobre todo, tuvo que pelear contra un cáncer. A los 71 años la medicina sigue siendo su pasión.

"Mi padre tiene la libertad de conciencia por haber actuado como correspondía", afirmó a LA NACION Fernanda Biasi, hija del médico. El testigo del caso García Belsunce, como hace 18 años, vive Berisso y trabaja en el interior de la provincia, pero su familia prefiere no dar detalles del lugar exacto.

Como sucedió en 2002, Biasi no quiere tener contacto con los medios de comunicación. Su voz se conoce por sus declaraciones como testigo en los dos juicios del caso García Belsunce: en 2007 fue juzgado y condenado el marido de la víctima, Carlos Carrascosa, y en 2011, la misma situación vivieron los hermanos de María Marta, Horacio García Belsunce (h.) y John Hurtig, entro otros acusados de encubrimiento.

"La situación era la de demostrar que esto era una muerte violenta y que había que tomar los recaudos que el caso requería. Me decían que era una accidente doméstico y una muerte zonza. En uno de esos orificios, mi dedo [en ese momento mostró el dedo índice de la mano izquierda] entra hasta la primera falange. Una persona que se presentó como el marido de la víctima, el señor Carrascosa, me dijo que no me hiciera problema porque ya habían arreglado con [Juan] Gauvry Gordon [primer médico que revisó a la García Belsunce] lo que había que arreglar", sostuvo Biasi el 29 de marzo de 2007, cuando declaró como testigo en el juicio a Carrascosa.

El día del homicidio, Biasi llegó a Carmel, el country de Pilar donde vivían García Belsunce y Carrascosa, en una ambulancia de Emernort, la empresa de emergencias para la que trabajaba y de la que fue echado en diciembre de 2002.

Como reveló el diario El Día, esa misma noche, después de irse de la escena de los hechos, el médico llamó a su hija Fernanda, que ya estaba por recibirse de abogada para contarle lo que había vivido y pedirle un consejo.

"Él no tenía dudas de que había sido una muerte violenta. Lo que no sabía es si a la víctima la habían matado con un martillo o una arma de fuego. Yo le recomendé que hiciera un informe y lo entregara a la empresa. También le dije que hiciera una copia y que se la sellaran", recordó, 18 años después, la hija de Biasi, que fue concejala y responsable de la Oficina Municipal de Información al Consumidor (OMIC) de Berisso, lugar donde todavía vive su padre.

La abogada afirmó que no le fue fácil a su padre, después de haber sido echado de la empresa de emergencias médicas para la que trabajaba en 2002, reinsertarse en el mercado laboral.

"Estuvo mucho tiempo sin trabajo. Si bien, él tenía el respeto de los vecinos y paciente, no le fue fácil. Encima, poco después, se le detectó un cáncer. Lo pudo sobrellevar. El caso García Belsunce fue un antes y un después", recordó la abogada Biasi.

La hija de Biasi contó que en familia sí hablaron del caso y ella, ante cada novedad judicial, lee las resoluciones, como la absolución de Carrascosa.

"Nosotros, como familia, no tenemos ningún tipo de interés. Solo queremos que se haga Justicia y que se esclarezca el homicidio", sostuvo la abogada. Ella sí miró los cuatro capítulos de Carmel: ¿quién mató a María Marta?